Ambientalistas piden declarar "en peligro" la reserva Monarca

Afectada por el cambio climático, por el uso masivo de pesticidas y por los malos manejos locales, la migración del insecto, fenómento declarado "patrimonio de la humanidad", está en alto riesgo
La migración del insecto, fenómento declarado "patrimonio de la humanidad", está en alto riesgo
La migración del insecto, fenómento declarado "patrimonio de la humanidad", está en alto riesgo (Cortesía )

Guadalajara

La reserva de la biosfera Mariposa Monarca, enclavada entre los estados de Michoacán y México, en el corazón del eje Neovolcánico, la cual está en la lista de espacios naturales patrimonio de la humanidad por la Unesco, por ser refugio de invierno de decenas de millones de mariposas que migran desde la región de los Grandes Lagos de Estados Unidos y Canadá, "debería ser declarada  en peligro debido a que  está en riesgo de desaparecer" ante la destrucción local y los efectos nocivos del calentamiento global, lo cual ha llevado a organizaciones civiles de los tres países del subcontinente a presentar una petición a la propia agencia multinacional.

Las organizaciones "se presentaron conjuntamente ante la Unesco [Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura] en busca de acciones urgentes necesarias para proteger una de las migraciones más espectaculares y misteriosas del mundo. La petición fue presentada mientras funcionarios de México, Estados Unidos y Canadá se encuentran en San Diego para una reunión sobre la conservación de la fauna que examinará  la crisis de la mariposa monarca. La mariposa viaja a través de los tres países y su población ha disminuido dramáticamente en los últimos años", señala el colectivo en un comunicado de prensa difundido esta mañana.

La petición fue presentada por las organizaciones mexicanas Grupo de los Cien, Alternare AC, Danaidas Conservación y Desarrollo Sustentable AC, Telar Social México y Costasalvaje, el Consejo de Defensa de Recursos Naturales (Natural Resources Defense Council, o NRDC por sus sigla en inglés) con sede en EU, y la Fundación David Suzuki en Canadá.

Los científicos "dicen que el uso masivo de herbicidas en EU y Canadá está acabando con las plantas de algodoncillo que los monarcas necesitan para sobrevivir [...] México ha logrado grandes avances en la protección de la reserva de la mariposa monarca  de la tala ilegal y otras amenazas, pero no podemos salvar a la migración de la monarca sin más ayuda de los Estados Unidos y Canadá", dijo Homero Aridjis, presidente del Grupo de los Cien y ex embajador de México ante la Unesco, quien en 2008 ayudó a impulsar la designación de esas montañas como Patrimonio de la Humanidad.

“Esperamos que el reconocimiento internacional del peligro para las monarcas alentará mayores esfuerzos por parte de los EU para proteger el hábitat de la mariposa monarca y para restaurar el algodoncillo que ha sido destruido”, dijo Carolina Herrera Jáuregui, especialista con el programa  internacional de NRDC, que ha presentado una petición y dos demandas en contra de la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos en busca de restricciones al glifosato, el herbicida que es la principal causa del declive de la población monarca. NRDC también está promoviendo programas para plantar más algodoncillo.

“Hemos perdido casi mil millones de mariposas monarca en las últimas dos décadas, y la migración a Canadá está en grave peligro”, dijo Rachel Plotkin de la Fundación David Suzuki. “Es hora de que los tres países tomen en serio la necesidad de reducir el uso de herbicidas y de sembrar corredores amigables con la mariposa en América del Norte”.

Tan recientemente como 1997, mil millones de monarcas hibernaron en la reserva aislada después de completar un viaje multigeneracional  de más de cuatro mil kilómetros desde México a través de los Estados Unidos a Canadá y de vuelta, un fenómeno que los científicos todavía no entienden completamente. Prácticamente todos las mariposas monarcas que migran a través del medio oeste y el este de Estados Unidos se dirigen en el otoño a la reserva ubicada en las montañas a 100 kilómetros al noroeste de la Ciudad de México, donde se aglomeran en racimos densos que pesan las ramas de los árboles. Una población separada, al oeste de las Montañas Rocosas  pasa el invierno en California.

"El cambio climático, la sequía y la deforestación en México pueden haber contribuido al declive de la población monarca. Pero los científicos dicen que la causa principal es el rápido aumento en el uso de glifosato (originalmente comercializado como Roundup), tras la aprobación de cultivos de maíz y de soja modificados genéticamente para ser resistentes al glifosato. Esto ha eliminado buena parte de las plantas de algodoncillo nativo, donde las mariposas monarca ponen sus huevos y que son la única fuente de alimento de las larvas. Como resultado, las poblaciones de monarcas se han desplomado: En enero, se calcularan sólo 56,5 millones de mariposas en la reserva; la segunda cifra más baja registrada", subraya el comunicado.

Una población así de  pequeña "es tan vulnerable a la pérdida adicional de algodoncillo, sequías, tormentas severas y otras condiciones meteorológicas extremas que la migración – para cuya protección se estableció la reserva de la biosfera –  está en riesgo de desaparecer”, dice la petición.  “Son fundamentales las acciones de conservación a lo largo de toda la ruta migratoria”.

Piden a la Unesco "que incluya a la reserva en la  Lista del Patrimonio Mundial en Peligro. Asimismo, pide al Comité del Patrimonio Mundial que  aliente medidas  por parte de los EE.UU. y Canadá para proteger el hábitat de reproducción y el algodoncillo de las mariposas mediante restricciones al uso de glifosato; promover programas de restauración de algodoncillo; y estudiar otras maneras de proteger la migración de la mariposa.

Como estados partes en la Convención del Patrimonio Mundial, "los Estados Unidos y Canadá se han comprometido a ayudar a proteger a los sitios de Patrimonio Mundial natural y de no tomar medidas que podrían dañar directa o indirectamente los sitios ubicadas en otros países. El Comité del Patrimonio Mundial de la Unesco no puede obligar a un país a actuar, pero sí puede enfocar la atención internacional sobre los sitios del Patrimonio" y recomendar  “medidas de mejora” para asegurar la conservación de un sitio. Ahora el Comité del Patrimonio Mundial examinará la información disponible y podría enviar expertos para evaluar la situación y las amenazas al sitio. 

En San Diego, la reunión anual del Comité Trilateral para la Conservación y Manejo de Vida Silvestre y Ecosistemas se inaugura hoy y ha programado una sesión plenaria para el miércoles sobre la Conservación de la Mariposa Monarca. Una copia de la petición se puede encontrar en: http://docs.nrdc.org/wildlife/wil_15040901.asp