Alertan sobre incremento de extorsiones vía redes sociales

Especialistas en el tema aseguran que este delito se ha polarizado a través de falsas ofertas laborales.
De acuerdo a información de la Asociación Mexicana de Internet (AMIPCI), el 93 por ciento de los mexicanos usan las redes sociales.
De acuerdo a información de la Asociación Mexicana de Internet (AMIPCI), el 93 por ciento de los mexicanos usan las redes sociales. (Especial)

Guadalajara

Los grupos delictivos hallaron una veta en la información dejada en las redes sociales. Han sofisticado su modus operandi para incluir, aparte de robos de contraseñas y suplantaciones de identidad, la extorsión a usuarios de redes sociales que buscan empleo.

La necesidad de encontrar trabajo y el desánimo por no lograrlo, ha conllevado que los usuarios de redes sociales se postulen para cuanta oferta encuentran sin detenerse a analizar las especificaciones del “empleador”, las páginas en donde se sube la información e incluso los correos electrónicos de donde emanan.

“Lo que está sucediendo es que los delincuentes en internet están usurpando la identidad de una empresa reconocida, están utilizando correos falsos que sí son muy similares a la de la empresa pero son falsos”, comentó para MILENIO JALISCO, el coordinador de la Policía Cibernética, quien por seguridad prefirió no dar su nombre.

El funcionario explicó que los extorsionadores laborales publican ofertas fantasmas en redes sociales o en portales reconocidos en la materia, con sueldos muy competitivos y promesas de contratación inmediata, lo cual sirve para obtener información sensible (dirección, teléfono, estado civil, trayectoria laboral) y “pescar” a sus víctimas.

Operan con mails apócrifos que se reconocen por el dominio público (@gmail, @yahoo, @hotmail) y no corporativo, es decir, con la denominación de la empresa que se coloca, siempre, después del símbolo de la arroba como: @milenio.

En la misma línea, pero quizá más reconocible, hay quienes ofertan empleo supeditado a una solicitud de dinero con el pretexto de un pago para un curso de inducción, trámites o herramientas que presuntamente son necesarias para laborar, lo cual es falso.

“Debemos de tener cuidado cuando utilizamos este tipo de servicios. Con una búsqueda de tres minutos en Google no perdemos nada y podemos darnos cuenta de si hay reportes por los correos, o si la empresa real ha hecho advertencias sobre falsas ofertas”, agregó.

Además de esto, el coordinador de la Policía Cibernética mencionó algunos otros fraudes, los que van desde la venta de artículos falsos que sugieren al usuario realizar pagos en línea, hasta compra de servicios financieros. Todos involucran el robo de identidad en menor o mayor magnitud, hay quienes son víctimas de plagio de tarjetas bancarias y otros que caen en las estafas por su propio pie, por falta de conocimiento.

Respecto a los fraudes bancarios, la Fiscalía General del Estado (FGE) ya tiene detectados a ciertos grupos criminales que operan en un mercado negro en línea diariamente. Como si se tratara de venta de autopartes, hay quienes detrás del internet venden información personal para compras ilícitas.

Sin embargo el coordinador del programa reconoció que las habilidades de los hackers y la magnitud del internet superan las de la Policía Cibernética, por lo que si alguna persona se ve afectada, la recomendación es acudir al Ministerio Público a levantar una denuncia con pruebas impresas de los sucesos para que se pueda iniciar una investigación.

“El delincuente es una persona muy creativa, y el usuario de internet muchas veces no tiene la formación necesaria para tener contraseñas robustas y para no confiar en ese tipo de mensajes o correos, y de alguna forma somos inocentes y por ahí podemos estar revelando información de forma indirecta”, mencionó.

De acuerdo a información de la Asociación Mexicana de Internet (AMIPCI), el 93 por ciento de los mexicanos usan las redes sociales, mientras que el 7 por ciento restante no lo hace para proteger sus datos personales de los grupos delictivos y, por lo tanto, desconocen que hay políticas que ayudan al resguardo de dicha información.

A considerar

6 de cada 10 empresas han establecido políticas de privacidad y un aviso de privacidad para el tratamiento de datos personales

El 77% de los internautas han dejado datos personales en redes sociales; 64% en Banca en Línea; 63% en reclutadoras laborales en línea

9 de cada 10 usuarios han proporcionado datos de identificación en plataformas digitales

6 de cada 10 no saben qué tratamiento les dan a sus datos personales en las redes sociales

LÍNEAS DE DENUNCIA:

-38376000 extensión 15832

-089-066

-policia.cibernetica@jalisco.gob.mx