Acuden a paseo dominical en Séptima Zona

El evento al que asistieron 3 mil 500 personas, genera la oportunidad de que ciudadanos y autoridades convivan y se genere confianza entre ellos, según comenta el general Rigoberto García Cortés.

Apodaca

Jugar a ser soldado nunca pudo ser tan real para cientos de niños que acudieron este domingo a la Séptima Zona Militar.

Pilotaron aeronaves, condujeron vehículos blindados, hicieron rappel y cruzaron el campo en tirolesa, sin contar que conocieron la historia de las fuerzas armadas.

"Estoy jugando a ser piloto porque me gusta eso de las naves y los soldados", dijo sonriente José Fernando Silva, quien estaba acompañado por su pequeña hermana, Isabela.

"Yo vengo a saludarlos porque cuando los veo en la calle los saludo y me saludan", dijo la pequeña.

El paseo dominical se llevó a cabo a nivel nacional en todos los campos militares, en Nuevo León acudieron 3 mil 500 personas, en su mayoría niños.

Para el comandante de la Séptima Zona Militar, el general Rigoberto García Cortés, esta es una oportunidad para generar confianza entre la sociedad y las autoridades.

"Esta es una comunión entre el pueblo con uniforme y el pueblo que día a día trabaja para cumplir con cada una de las tareas cotidianas, la Secretaría de la Defensa Nacional realiza estos eventos a fin de estrechar los lazos de las fuerzas armadas con el pueblo", indicó el general.

Para mostrar a la gente el trabajo que realizan, el comandante encabezó una caminata por todo el campo, que incluyó una visita a los viveros y a los paseos que tienen exclusivamente para las familias de militares.

En esta ocasión empresarios y asociaciones de la entidad colaboraron para que el paseo fuera más atractivo, con globos aerostáticos, show ecuestre entre otras actividades.