Acuden a la Basílica y la hallan cerrada

Muchos no pudieron asistir el viernes y hoy lo hicieron, pero como era temprano, las puertas de la Basílica aún estaban cerradas.
Un feligrés llegó de rodillas.
Un feligrés llegó de rodillas. (Marilú Oviedo)

Monterrey

Para tener fe no hay un día en especial, para agradecer tampoco, es por ello que algunos feligreses se levantaron muy temprano este sábado para acudir a la Basílica de Guadalupe y saludar a la virgen morena.

Alrededor de las 7:15 horas comenzaron a llegar algunas familias de municipios como Escobedo y Juárez o del norte de Monterrey.

Muchos no pudieron asistir el viernes y hoy lo hicieron, pero como era temprano, las puertas de la Basílica aún estaban cerradas.

“Esta raro porque me imaginé que iban a abrir temprano, una señora me dijo que abren hasta las ocho y está raro que no hayan abierto, vengo a pedir por la salud”, mencionó Juanita Santos.

Dentro de las peticiones y agradecimientos se encontraban la salud y unión familiar.

Pero también hubo personas que quisieron llegar a la Basílica de rodillas como un señor que acudió del municipio de El Carmen.

El señor ingresó de rodillas desde la calle Guanajuato y Libertad, para pagar una manda a la Virgen.

Sin embargo, lo primero que tenía que hacer antes de dar alguna declaración era ingresar a la Basílica, pero no lo pudo hacer al estar cerrada.