Activistas vuelven a la "carga" contra los circos con animales

Cerca de 300 personas se manifestaron a las afueras de la Arena Monterrey.
Piden que se prohíban estos espectáculos en Nuevo León.
Piden que se prohíban estos espectáculos en Nuevo León. (Carlos Rangel)

Monterrey

Poco más de 300 personas se reunieron en las afueras de la Arena Monterrey, aprovechando la última presentación del circo Ringling Brothers para protestar contra el uso de animales en este tipo de espectáculos.

“Queremos que la gente se dé cuenta de que los animales, de todos los circos, no nada más de este, sufren toda su vida por que están encerrados, cerca del ochenta por ciento de su vida, en jaulas de dos por dos, amarrados con cadenas o cuerdas muy cortas.

“Tienen estrés, tienen hambre y durante su entrenamiento, desde muy pequeños, los golpean y los dejan sin el alimento que necesitan”, declaró Aldo Muñoz, coordinador de la campaña Circo sin Animales, de la organización Anima Naturis.

Cientos de personas de la sociedad civil, pertenecientes a diferentes grupos de defensa de los animales, como Anima Naturis, Fundación Luca, Prodan, Revolución Animal y Adopta Monterrey, entre otras, se dieron cita en las afueras de la Arena Monterrey a las 18:00 de ayer.

Armados con pancartas, batucada y mantas con mensajes, los asistentes buscaron llamar la atención de los automovilistas que transitaban por la avenida Fundidora, en especial de aquellos que ingresaban a las instalaciones de la Arena con intención de asistir a la función del mismo circo.

Esta protesta fue la segunda que las organizaciones de defensa de los animales realizaron en la semana. La primera se llevó a cabo el miércoles, el mismo día que arribó el espectáculo a la ciudad.

“Nuestra intención es llamar la atención de los legisladores, que recuerden que hay una iniciativa y que a nivel estatal de la sociedad hay una protesta. Todo es cuestión de tiempo, esperamos que sea la última ocasión que venga el circo a Monterrey”, declaró Muñoz.

Admitió que no ha habido acercamiento por parte de las autoridades, y que únicamente han tenido contacto con regidores de diferentes municipios pertenecientes al Partido Verde Ecologista, al igual que del dirigente estatal del mismo instituto político.

“Los del Partido Verde fueron los que presentaron la iniciativa (para prohibir los circos con animales), pero está congelada. Queremos que nos vean, que tomen en cuenta la voz de la gente”, señaló el activista.