Accidentes vehiculares elevan número de discapacitados

En Lerdo el fenómeno se dio en los últimos cinco años, lo percances principalmente se dan por indolencia y en el mayor de los casos relacionados por el consumo de alcohol y mal uso del volante.
En 5 años detonaron los accidentes y en consecuencia las discapacidades.
En 5 años detonaron los accidentes y en consecuencia las discapacidades. (Milenio Digital)

Lerdo, Durango

En el municipio de Lerdo el número de personas que padecen alguna discapacidad física se ha disparado considerablemente en los últimos cinco años.

Esto debido al creciente índice de accidentes vehiculares, algunos por indolencia y en el mayor de los casos relacionados por el consumo de alcohol y mal uso del volante.

Manuel Pimentel Gutiérrez, director de Atención a Capacidades Diferentes y Adultos Mayores, refirió que este fenómeno se ha podido identificar en la campaña de credencialización emprendida para anexar a aquellos que en colonias populares como en los ejidos no cuentan con los beneficios de esta identidad.

Al sufrir alguna discapacidad se ven impedidos a trabajar o bien sufren algún tipo de discriminación, de ahí que se les brinda el respaldo para que con los talleres de capacitación.

En las comunidades rurales es donde mayormente se observa una alza en el número de personas que padecen alguna discapacidad física, ya sea por sufrir un accidente o bien aquellas personas adultas que al agravar su enfermedad de la diabetes mellitus, son amputadas de alguna de sus extremidades.

La gente no se atiende en materia de salud como debiera y ello provoca que al aparecer enfermedades como la diabetes, hagan caso omiso a las recomendaciones médicas en cuanto a su alimentación y la correcta aplicación de los tratamientos.

De ahí que a corta edad tendrán problemas, ya sea pérdida de la vista o bien sufrir alguna amputación de sus pies o piernas.

Hasta el momento ha extendido poco más de 150 credenciales, pero estiman que el número pueda incrementarse, debido al registro de personas nuevas que al padecer de alguna discapacidad requieren de los descuentos que a través de la credencial se les consiguen.

Muchas de estas personas al sufrir alguna discapacidad se ven impedidos a trabajar o bien sufren algún tipo de discriminación, de ahí que se les brinda el respaldo para que con los talleres de capacitación puedan desarrollar habilidades para elaborar trabajos manuales y venderlos para obtener algún ingreso.