Ejerce como abogado en EU pese a ser indocumentado

El mexicano Sergio García quiere que su caso sea ejemplo a nivel nacional y se abran más oportunidades a inmigrantes que quieren aportar al vecino país

San Diego

Un mexicano hizo historia en Estados Unidos al convertirse este mes en el primer abogado indocumentado en obtener licencia para ejercer su profesión en California.

Sergio García, de 36 años y oriundo de Michoacán, estuvo de visita en San Diego, donde se realizó una celebración en su honor, días después de que rindiera juramento como abogado ante el Capitolio de Sacramento.

A principios de año, la Corte Suprema de California falló a favor de que el inmigrante, quien aprobó el examen profesional del Colegio de Abogados en 2009, pueda desempeñarse en su carrera, aunque la lucha no fue sencilla.

"El gobierno federal de Obama vino desde Washington a ponerse en contra mía y decir que no podía tener licencia. Afortunadamente la asambleísta Lorena González de aquí de San Diego y un apoyo bipartidista votaron 91 a favor, 9 en contra para pasar la ley AB-1024, la cual fue firmada por el gobernador Jerry Brown, lo que permitió a la Corte Suprema fallar a mi favor unánimemente", explicó.

Dicha iniciativa estatal, inspirada en García, permite que cualquier persona que apruebe el examen de abogacía pueda ejercer, independientemente de su estatus migratorio.

Ahora, el inmigrante mexicano quiere que su caso sea visto como ejemplo y cada vez se abran más puertas a indocumentados que piden una oportunidad para aportar a su comunidad, ante la falta de voluntad en el Congreso para pasar una reforma migratoria.

"Eso no significa que esta ley no pueda ser ejemplo para convencer a las autoridades de que si un abogado puede ejercer, a un doctor también se le pueda dar permiso. Estas leyes se dan a frustración por la parte de acción del gobierno federal, el desenvolvimiento pésimo del presidente Barack Obama cuando se trata de las deportaciones y no pararlas. También por parte de John Boehner; es una vergüenza lo que acaba de decir que él cree que no se puede dar una reforma este año", expresó.

Sergio García llegó a Estados Unidos cuando tenía año y medio de nacido. A los nueve años regresó a México, donde cursó primaria y secundaria, aunque en su adolescencia volvió a California.

El Cabildo de San Diego proclamó el domingo 9 de febrero como el "Día de Sergio García", como un homenaje a su lucha y perseverancia, por lo que el abogado recibió una placa de manos del regidor hispano y candidato a la alcaldía, David Álvarez.

"El mensaje es que hay personas como él, miles y miles en este país, en esta ciudad, que tienen tanto talento que se está desaprovechando por las leyes injustas migratorias", comentó Álvarez.

Por su parte, Jesse Navarro, vocero de la Fiscalía del Condado, recalcó que este logro del mexicano será motivo de inspiración para muchos otros inmigrantes en este país.

"Esto va a ser un ejemplo para muchos otros jóvenes, especialmente indocumentados en Estados Unidos, que están estudiando, queriendo superarse. Aplaudimos lo que él está haciendo y esperemos que su situación legal migratoria se resuelva y eventualmente sea parte de un equipo de abogados o tal vez de la Fiscalía a nivel local o federal", mencionó.

Su padre obtuvo la ciudadanía en 1995 e hizo el mismo trámite de inmigración para su hijo, quien hasta la fecha sigue esperando obtener la residencia legal en Estados Unidos. Por tal motivo, su estado de indocumentado todavía le traerá algunas limitantes, aunque, como dijo, el primer paso ya está dado.