"Zurdo" Galicia regresa a casa con el título de la Fecarbox

Venció por nocaut técnico al nayarita, Óscar "Fantasma" González, que debió ser hospitalizado y declarado con muerte cerebral tras la pelea
Jesús Galicia cosechó su cuarta corona en lo que va de su carrera.
Jesús Galicia cosechó su cuarta corona en lo que va de su carrera. (Foto: Edgar González)

Con triunfo por la vía del cloroformo en el décimo asalto, el peleador poblano, Jesús "Zurdo" Galicia, se proclamó campeón en la división de los pesos pluma de la Federación Centroamericana de Boxeo (Fecarbox), al vencer la noche de sábado al nayarita, Óscar "Fantasma" González, quien permanece en el hospital donde se le declaró muerte cerebral.

"Muy contento, pero, triste a la vez, mi rival está hospitalizado, primero Dios yo sé que va a salir adelante. La pelea fue dura, me tiró en el primer round, yo me sentía tocado en los dos primeros rounds, pero le eché mucho corazón y gracias a Dios lo noqueamos en el número diez. Yo me le quedé viendo al referí, casi, casi, el referí me dijo -acábalo-, no se metió hasta que se desvaneció el fantasma".

El orgullo del mercado "La Acocota" donde su familia cuenta con un establecimiento comercial, se dijo un tanto deprimido por la situación en esta la conquista del cuarto título en su carrera, a sabiendas de que esos son los riesgos que se corren para todos los que deciden ejercer la profesión de los puños.

"Yo desperté muy triste, sacado de onda, a mi me dijo mi manager que -así es esta carrera, a ti también te hubiera pasado-".

Sin embargo Galicia ve hacia delante, pues con dicho triunfo logró ingresar en el selecto grupo de los mejores diez del país en su división, por lo que la posibilidad de ir ahora por la corona a nivel mundial está latente, en espera de que en breve le confirmen la noticia para así cumplir otro de sus sueños como púgil en activo.

"Ayer me dijeron que vienen cosas mejores, cosas grandes, me acabo de clasificar en el número ocho mundial, estoy muy cerca de que me den la oportunidad de pelear un campeonato mundial. Tengo dos títulos en súper gallo, con este sería mi segundo título en pluma, me siento súper fuerte, me siento bien en pluma, yo creo que me voy a quedar en este peso".

Finalmente, agradeció a su familia, a sus amistades y a todos aquellos que estuvieron pendientes de su desempeño en la pelea, razón por la que no claudicará en su afán de ser el mejor del orbe y de ahí que el compromiso siga latente con los que siempre han creído en sus facultades y poderío en las manos.