Jugarle a muerte al América, la consigna de La Franja

Jorge Villalpando resaltó la importancia que el cotejo ante los capitalinos tiene en sus aspiraciones de mantener a la franquicia en el máximo circuito.
Jorge Villalpando.
Jorge Villalpando.

Puebla

Al tener la salvación aún en sus manos, el Puebla trabaja para enfrentarse el próximo domingo al América, rival al que enfrentarán a muerte para lograr su cometido, según lo destacó el cancerbero de los blanquiazules, Jorge Villalpando, que confía en que el equipo logrará el objetivo y podrá encarar el cierre de temporada con mucha mayor tranquilidad.

"Sí, (la salvación) está en nuestras manos, estamos conscientes de eso y el domingo es un partido a muerte para nosotros. América es un rival que viste, pero estamos más enfocados en lo que tenemos que hacer nosotros, en jugar nuestro partido que nos dé ya la salvación".

El cancerbero blanquiazul destacó que la dinámica con entrenamientos a puerta cerrada a ellos ha permitido una mayor concentración, la que deberá quedar de manifiesto en el terreno de juego, donde para ellos es prioritario entregar buenas cuentas a su noble afición y directiva.

"Yo creo que hacer conciencia de lo que nos estamos jugando, a lo mejor estábamos un poco relajados con ese tema, ahora estamos conscientes de que nos estamos jugando la permanencia, el equipo sabe que ahora no está salvado, es un partido que vamos a jugar al máximo".

Del rival en turno, sentenció que si bien los capitalinos no traerán consigo a elementos de la talla de Rubens Sambueza, ello no es indicativo de que estarán disminuidos ni mucho menos, a sabiendas de que los azulcremas tienen un plantel amplio y de ahí que no le queda duda de que será igual de peligroso.

"Son jugadores que hacen diferencia, pero es un plantel muy completo que tiene jugadores desequilibrantes que pueden entrar, como decía, nosotros tenemos que enfocarnos en lo nuestro, en concentrarnos desde ahora para el partido que es muy importante".

Villalpando Romo se dijo satisfecho porque su trabajo en lo individual le ha rendido buenas cuentas a él y sobre todo al conjunto, sabedor de que deberá dar un extra en cada cotejo de aquí al cierre, con el reto y compromiso de entregarse al máximo para tener un torneo mucho más decoroso.

"Contento con eso de que se han dado las cosas, hay que seguir trabajando para cerrar de la mejor manera y lograr la permanencia de este equipo", finalizó.