Estiman afluencia de 140 mil personas en panteones

La Piedad es uno de los cementerios más visitados de los 33 de la capital, juntas auxiliares y zonas ejidales durante los días 2 y 3 de noviembre
“Bienvenidos a su futura casa”, el letrero en la entrada del panteón La Piedad.
“Bienvenidos a su futura casa”, el letrero en la entrada del panteón La Piedad. (Foto: Gabriela Martínez)

Puebla

"Bienvenidos a su futura casa” resalta una frase a la entrada del panteón La Piedad, donde ayer cientos de poblanos acudieron para visitar a familiares y seres queridos como parte de la festividad del Día de Muertos.
Un altar dedicado a quienes algún día partirán de este mundo, recibe a los deudos que en sus manos cargaban flores blancas, amarillas y rojas, también coloridos rehiletes para adornar las tumbas.
Familias completas arribaron al lugar para celebrar a sus difuntos. Padres, hermanos, hijos, compañeros y amigos fueron recordados con canciones como “Amor Eterno”, “Bonita”, “Cómo te Extraño”, que entonaban músicos y grupos de mariachi por 25 o 35 pesos la pieza.
Cada pasillo del panteón daba muestra de la tradición centenaria, no faltaron las anécdotas, las bromas familiares y los rezos, la cerveza y la comida tampoco.
Así como un sencillo ramo de cempasúchil sobre la lápida de los niños Rodríguez y Jiménez quienes fallecieron en el año de 1934 fue suficiente para recordarlos, la tumba de Hortensia luce repleta de ramos cempasúchil que llevaron sus hijos y nietos.
Pero no todas las tumbas se llenaron de color, la de Benigno Vélez, muerto en 1957, lució olvidada.
La Piedad ubicado en la colonia Santa Cruz Los Ángeles, es uno de los panteones que registra mayor flujo de visitantes durante la temporada de Día de Muertos.
Afuera del cementerio se colocaron decenas de puestos ambulantes que además de flores, rehiletes y veladoras vendían antojitos mexicanos, pan, ropa, carteras y zapatos, mientras los franeleros hicieron su agosto en calles aledañas cobrando 20 pesos por cuidar el automóvil.
El gobierno municipal desplegó un operativo conjunto con el cuerpo de Bomberos, Seguridad Pública, Vialidad, ambulancias de la Cruz Roja y Protección Civil para atender diferentes servicios, además personal de la Profeco colocó preciadores para evitar abusos entre los consumidores.
Según el jefe del departamento de panteones del gobierno municipal, Francisco Ferrer Toledano, entre el sábado 2 y domingo 3 de noviembre, unas 140 mil personas visitan los 33 cementerios ubicados en la capital, juntas auxiliares y zonas ejidales del municipio.