Tributo a gasolinas beneficia más a los estados opositores

De cada 10 pesos del Impuesto Especial sobre Producción y Servicios, ocho van a las entidades federativas, establece la Ley de Coordinación Fiscal.
Lo recaudado por concepto de IEPS en 2016 representó 11 por ciento del total de los ingresos tributarios.
Lo recaudado por concepto de IEPS en 2016 representó 11 por ciento del total de los ingresos tributarios. (Araceli López)

Ciudad de México

Pese a que algunos estados de izquierda y de oposición responsabilizaron al gobierno federal por el desabasto de gasolina y los disturbios que se generaron por el alza de los combustibles, esas entidades no manifestaron su renuncia a verse beneficiadas por el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS), generado por la producción y venta o importación de gasolinas.

Las entidades gobernadas por PAN y PRD recibieron 12 mil 891 millones de pesos por este gravamen, mientras que las administraciones priistas obtuvieron 9 mil 822 mdp; además, Chiapas, gobernado por el Partido Verde, recibió mil 79 mdp, lo que da un total de 23 mil 792 mdp.

La Secretaría de Hacienda establece que, según la Ley de Coordinación Fiscal, los recursos generados por el IEPS se destinarán como participaciones federales a las entidades, municipios y demarcaciones territoriales, y de cada 10 pesos recaudados por el IEPS a los combustibles, ocho van a los estados.

La dependencia reportó que el IEPS del año pasado a gasolinas y diésel tuvo un aumento de más de 40 por ciento de lo que se estimó en la Ley de Ingresos del Paquete Económico 2016, cuando se calculó en 184 mil 438 millones de pesos y en realidad se superaron los 263 mil 545.6 mdp de enero a noviembre (Se recaudaron 65 mil 277 mdp más que en 2015), lo que representó 11% del total de  los ingresos tributarios de 2016, que sumaron 2.5 billones de pesos.

Los favorecidos

Tabasco, Morelos, Michoacán, Ciudad de México, Puebla, Durango, Guanajuato, Tamaulipas, Chihuahua, Baja California, Baja California Sur, Sinaloa, Quintana Roo, Veracruz y Aguascalientes, estados donde gobierna la oposición, más los 15 estados priistas, uno del Verde y un independiente (Nuevo León), recibieron, el año pasado, 23 mil 792 millones de pesos (mdp) por cobro del IEPS a las gasolinas, de los 636 mil 716 mdp totales que el gobierno federal otorga a los estados por participaciones, incluido el impuesto en mención.

El IEPS se incluye además de en las gasolinas, en tabaco, cervezas, refrescos y bebidas alcohólicas.

Tan solo Ciudad de México recibió de IEPS mil 261 millones de pesos de 74 mil 638 mdp que se le entregaron por participaciones; Nuevo León, mil 145 mdp de los casi 31 mil millones que le entregó la Federación; Puebla, mil 89 mdp de los 27 mil millones de participaciones; Veracruz, mil 64 mdp de los 34 mil 126 mdp, y Michoacán con mil 53 mdp de los 20 mil 267 mdp que le entregó el gobierno federal. Recursos que se pierden, si, como lo sugirieron algunos gobernadores, Pemex les suministrara de manera directa, tras el desabasto que provocaron las manifestaciones contra el gasolinazo.

La decisión de los gobiernos locales fue controlar las protestas y no perder el recurso que llega a través del IEPS.

“Obviamente, si no se recauda y hay dispensadores de gasolinas para que el consumidor pague la gasolina, no llegará ese IEPS”, dijo el vicecoordinador de los priistas en Diputados, Jorge Carlos Ramírez Marín.

Datos de Hacienda revelan que Tabasco, gobernado por el perredista Arturo Núñez, tuvo un incremento de lo recibido por IEPS de casi 19 por ciento, al recibir casi mil mdp, y Querétaro, gobernado por el panista Francisco Domínguez, tuvo un aumento de 4.5 por ciento al recibir 512 mdp.

Sin embargo, siguen estando al frente el Estado de México, que recibió la mayor cantidad de recursos: 2 mil 476 mdp (de los 81 mil 255 mdp que se le entregan de participación federal), entidad en la que por cierto se registró la mayor cantidad de saqueos y 186 personas fueron vinculadas a proceso, de acuerdo con la Fiscalía General de Justicia mexiquense; y Jalisco, con mil 471 millones de pesos (de los 42 mil 710 millones de participaciones federales),y en donde hubo desabasto de combustible producto de las manifestaciones por el llamado gasolinazo. Dos estados gobernados por priistas.

Propuestas legislativas

Pese a estas cifras millonarias, el grupo parlamentario del PAN luchará, de acuerdo con Marko Cortés, coordinador de los diputados blanquiazules, y la senadora Marcela Torres, por un periodo extraordinario para discutir de manera urgente la reducción del IEPS en gasolinas.

El PAN y PRD proponen que el IEPS se reduzca en 50 por ciento, mientras que Morena plantea que sea de 60% y Movimiento Ciudadano, 26% .

Para el PRI, esta propuesta es inviable, porque impactaría directamente en los recursos que los estados y municipios reciben “que en algunos casos representan el 20 por ciento de sus ingresos”, dijo el vicecoordinador de los priistas en Diputados, Jorge Carlos Ramírez Marín.

“No impactará porque pudieran recibir de otros conceptos, todos (los gobiernos) vienen a fin de año a pedir dinero adicional porque no pueden pagar nóminas o aguinaldos y reciben dinero que no estaba contemplado en el presupuesto de sub ejercicios y economías y en esa misma ruta se les puede reembolsar”, insistió el diputado Federico Döring.

El titular de la Secretaría de Hacienda, José Antonio Meade, aclaró el pasado viernes durante su comparecencia ante diputados y senadores de la Comisión Permanente, que para este año el IEPS por litro de gasolina pasó de 42 a 36 por ciento; “justamente era atemperar el incremento que vino de fuera”, expresó.

Indicó que el IEPS este año debió haber sido de casi 4.28 pesos por litro y pasará a 3.16 pesos, una reducción que, según Meade, el gobierno puede controlar y este será el único componente del precio de los combustibles que habrá de disminuir durante 2017.

“Se hizo un esfuerzo de reducir el impuesto en el margen que se tiene desde el gobierno; haber ido más lejos hubiera implicado recurrir a más deuda o a más impuestos”, dijo.