Policía implicado en caso Tierra Blanca, involucrado en otras desapariciones

El presidente municipal de Playa Vicente, Abdón Marques, explicó que Marcos Conde Hernández, detenido por la desaparición de los jóvenes, trataba a todos los detenidos "como delincuentes".
La Fiscalía de Veracruz tiene información de que los policías entregaron a los jóvenes a integrantes del Cártel Jalisco Nueva Generación.
Los cinco jóvenes desaparecidos en Tierra Blanca (Tomada de Facebook)

Ciudad de México

El ex delegado de la Secretaría de Seguridad Pública en Tierra Blanca, Marcos Conde Hernández, está implicado en otros casos de desapariciones y agresiones, dijo el presidente municipal de Playa Vicente, Abdón Marques.

El 11 de enero de este año, José Benítez de la O, Mario Arturo Orozco Sánchez, Alfredo González Díaz, Bernardo Benítez Arróniz y Susana, quienes vivían en Playa Vicente, desaparecieron en Tierra Blanca cuando se dirigían a celebrar el cumpleaños de un amigo. Por el caso, se han detenido a ocho policías, entre ellos Conde Hernández.

"La verdad ese Conde sí es un policía malo que se dedica a hacer ese tipo de ilícitos, a entregarlos a la banda organizada", afirmó en entrevista con Ciro Gómez Leyva para Grupo Fórmula.

Marques explicó que, pese a que en la Secretaría de Seguridad Pública local tenía buenos resultados en cuanto al cumplimiento de su trabajo, el ex policía participó en más ilícitos en la zona.

"No es el único caso que pasó con los jóvenes de Playa Vicente; se le descubrieron cientos de casos... Su modus operandi era tratar como delincuentes a todo el mundo", dijo.

Sobre los cinco desaparecidos en Tierra Blanca, el presidente municipal de Playa Vicente dio a conocer que Alfredo González Díaz trabajaba en su rancho.

"Trabajó casi seis o siete años contigo desde muy jovencito ayudándome a comprar ganado en el rancho. Era trabajador de campo, amigo mío, era de confianza. Si íbamos a alguna cabalgata o a comprar ganado lo llevaba yo. Salen a celebrar el cumpleaños de un amigo y pasa esto", detalló.

Marques aseguró que la desaparición de los jóvenes fue una confusión porque "(los captores) no van a estar esperando a un grupo de jóvenes en un lugar de paso".

Por el caso se han detenido a ocho policías y, según análisis de peritos, se hallaron los restos de Bernardo y Alfredo en el rancho El Limón, en Tlalixcoyan. Según la declaración de Rubén Pérez Andrade, el último detenido, los jóvenes fueron asesinados en ese sitio, explicó el subsecretario de Derechos Humanos de Segob, Roberto Campa.