¿Qué sanciones plantea la ley contra violencia en estadios?

Las penas contra aficionados violentos van desde tres días hasta cuatro años y medio de prisión. Además, prevé registrarlos en un padrón para impedir que asistan a eventos deportivos.
FMF condena actos de violencia en el Estadio Jalisco
(Mexsport)

Ciudad de México

El dictamen que busca reforma y adiciona diversas disposiciones a la Ley General de Cultura Física y Deporte, a fin de prevenir y sancionar la violencia en eventos deportivos será votado hoy en el pleno.

La iniciativa de ley contra la Violencia en Eventos Deportivos fue presentado el 10 de octubre del año pasado por diputados priistas; el 19 de febrero se aprobó el dictamen en las Comisión Unidas de Justicia y Deporte con 24 votos a favor y cinco en contra.

El proyecto señala que se presentan con mayor frecuencia la rivalidad entre porras de los equipos ha provocado batallas campales en los estadios que generan enfrentamientos con las autoridades, afectando la integridad de los ciudadanos. Por ello, resulta ineludible fortalecer las atribuciones de las instituciones en la materia.

El documento modifica los artículos 2, 5, 41, 139, 140, 151, 152 y adiciona los artículos 41 bis, 98 bis, 154 y 155 de la Ley General de Cultura Física y Deporte. 

Los objetivos:

-Combatir las conductas violentas de las personas que acuden a espectáculos deportivos.

-Implementar sanciones a quienes las ejerzan, sin perjuicio de las responsabilidades penales y civiles a que haya lugar.

-Capacitar a los que están encargados de brindar la seguridad en las instalaciones en que se realizan estos espectáculos.

Las sanciones:

 -Ingresar sin autorización a los terrenos de juego, tres días a tres meses de prisión o de 10 a 90 días de multa.

 -Lanzar objetos que pongan en riesgo la salud o integridad de los asistentes, seis meses a dos años de prisión y de cinco a 30 días de multa.

-Ingresar a terrenos de juego y agredir a personas o cause daños materiales, seis meses a tres años de prisión y de 10 a 40 días multa.

-Participar activamente en riñas, seis meses a cuatro años y seis meses de prisión y de 10 a 60 días multa.

-Incitar o generar violencia, un año seis meses a cuatro años seis meses de prisión, y de veinte a noventa días multa.

-Causar daños materiales en el recinto deportivo o en las inmediaciones; o introducir armas de fuego, explosivos o cualquier arma prohibida, un año seis meses a cuatro años seis meses de prisión, y de veinte a noventa días multa.

Padrón de aficionados violentos:

El dictamen también plantea crear un padrón de aficionados violentos para que se les impida la asistencia a eventos deportivos.

La información como nombre, huellas digitales, imagen y domicilio particular serán parte de las bases de datos del Sistema Nacional de Seguridad Pública.

Mejorar condiciones de seguridad:

Los organizadores deben prever que los recintos cuenten con iluminación, circuito cerrado de televisión y cámaras de seguridad y venta computarizada de entradas al evento. La seguridad del interior de los estadios es responsabilidad de los propietarios.

Capacitar a cuerpos policiacos en la resolución de conflictos y extinción de actos de violencia.

Comisión Especial contra la Violencia en el Deporte:

La comisión visitará previamente los recintos e informará sobre los riesgos de los eventos deportivos y las medidas de seguridad necesarias para ellos. Cada entidad creará una representación de dicha comisión.

El dictamen define al evento deportivo como cualquier suceso entre deportistas afiliados a las asociaciones o sociedades deportivas, que se realice conforme a las normas establecidas y organismos rectores. 

La iniciativa presentada por los diputados del PRI, Manlio Fabio Beltrones, Gerardo Liceaga, Héctor Gutiérrez de la Garza y José Alberto Rodríguez, necesita los votos de la mayoría simple, es decir la mitad más uno, para ser aprobada. De ser así, será turnada al Senado.