El reto del gobierno es aplicar reforma en DH: Osorio

El secretario de Gobernación aseguró que la administración federal trabaja para cerrar la brecha entre la nueva legislación en la materia y su real ejercicio y vigencia de estas garantías en el país.

Ciudad de México

El secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, aseguró que el gobierno federal trabaja para cerrar la brecha entre la nueva legislación en la materia de derechos humanos y su real ejercicio porque "no hay mandato constitucional que por sí solo pueda transformar la realidad" y la vigencia de estas garantías en todo el país.

Al presentar el Diagnóstico sobre la implementación de la reforma constitucional en materia de derechos humanos, vigente desde hace tres años, el funcionario admitió que "debemos acelerar el paso y ampliar, en corresponsabilidad, el alcance de las acciones locales y federales".

Junto con los presidentes de las mesas directivas del Congreso, Raúl Cervantes y José González Morfin, así como la ministra Olga Sánchez Cordero, México elaboró una evaluación sobre la aplicación del nuevo mandato.

Durante su presentación, Osorio Chong expresó el compromiso de la administración federal para "hacer de los derechos humanos un ejercicio y una práctica cotidiana" y afirmó que "nuestro gran reto es que la reforma se refleje cotidianamente en la vida de los mexicanos".

Destacó las acciones implementadas para la implementación de la reforma en derechos humanos como la instalación del Sistema Nacional de Atención a Víctimas y el reforzamiento de la cultura de derechos humanos en la administración pública federal.

Además, de la elaboración del Programa Nacional de Derechos Humanos 2014-2018, el cual tiene como fin evaluar el proceso de implementación de la reforma, difundir sus alcances y asegurar que la planeación de la política pública integre la perspectiva de derechos.

También, dijo, se crearon dos áreas enfocadas en la distinción de políticas públicas y estrategias de atención en la materia y se creó la Comisión Ejecutiva para hacer exigible el derecho a la reparación integral del daño.

Asimismo, indicó que se diseñó el programa sectorial dentro de la secretaría a su cargo y que entre sus objetivos está el impulsar la coordinación entre poderes, gobierno y órdenes autónomos para fortalecer la aplicación del nuevo marco jurídico.

"Existen importantes avances en la materia (...), debemos multiplicar esfuerzos para asegurar que toda la población conozca el contenido y alcance de la reforma y pueda así exigir su cumplimiento estricto a autoridades", reconoció.

En su turno, la ministra Sánchez Cordero advirtió que no puede haber prosperidad económica sin el respeto a los derechos humanos y que creer que éstos pueden soslayarse, significa apostar por la inseguridad, la impunidad, y la desigualdad.