• Regístrate
Estás leyendo: Protestan foráneos por falta de boletas en las casillas especiales
Comparte esta noticia
Miércoles , 26.09.2018 / 10:33 Hoy

Protestan foráneos por falta de boletas en las casillas especiales

La situación fue similar en los 28 espacios destinados para el voto de gente que va de paso, donde 750 personas pudieron emitir su sufragio.
Publicidad
Publicidad

Con sus credenciales de elector alzadas, cerca de 200 ciudadanos mexicanos protestaron ayer en la Comisión Estatal Electoral (CEE), exigiendo más boletas en las casillas especiales para ejercer su voto.

A pesar de que el Instituto Nacional Electoral (INE) había advertido que estas casillas, por ley, solo pueden tener 750 boletas para cada cargo a elegir, pues están destinadas a los electores que no puedan votar en su distrito, desde muy temprano hubo muestras de inconformidad porque estas casillas se vieron sobrepasadas.

La situación fue similar en cada una de las 28 casillas especiales que el INE instaló en Nuevo León: los representantes de casilla repartieron números a los electores que hicieron fila, para así poder contar hasta los 750 e informar al resto que tendrían que buscar otra de las casillas especiales.

En las facultades de Economía y Medicina de la Universidad Autónoma de Nuevo León, por ejemplo, hubo mucho descontento.

“Me formé muy temprano, para las 7:30 ya estaba aquí y me dicen que no voy a alcanzar boleta, no entiendo por qué no dan más boletas”, explicó un joven de 22 años, que estudia en Mederos.

La Central de Autobuses fue otro punto donde el INE instaló una casilla especial, dada la gran afluencia de foráneos que hay diariamente.

Luego de un retraso de casi tres horas por la falta de un sello que no permitía iniciar la votación, según informó el presidente de la casilla, Víctor Rivera, la gente comenzó a impacientarse y a deducir que la falta de boletas se trataba de un fraude.

“La gente no entiende que no es nuestra culpa, ya lo mandamos traer con los de INE pero ya se tardó mucho”, explicó.

La situación escaló y los inconformes decidieron cerrar la avenida Colón, en protesta por su imposibilidad para votar.

Luego de que elementos de Policía y Tránsito de Monterrey cerraran la avenida por completo, los manifestantes decidieron más allá, y organizaron una marcha hasta la Comisión Estatal Electoral.

“Exigimos votar, es un fraude, no puede ser que nada más sean 750, somos muchos los que queremos votar”, dijo Jorge, uno de los manifestantes, originario de Tabasco.

Al llegar a la sede de la CEE, siguieron las consignas, los gritos de inconformidad y las acusaciones de fraude contra las autoridades electorales.

Con las credenciales de elector en el aire, los manifestantes exigieron más boletas al tiempo que cantaban el Himno Nacional Mexicano.

“Como nos dicen, todos los pinches chirigüillos vamos a ponernos al pedo para poder votar, para qué chingados me dicen tantos meses que vote, y ahora hacen esto”, gritó un manifestante.

Autoridades de la CEE salieron a atender a los manifestantes, solo para informarles que no podían darles boletas, pero que personal del INE estaba en camino para atender sus demandas.

Luego de esperar algunos minutos y de intentos infructuosos de diálogo con personal de la CEE, los manifestantes decidieron marchar hasta las instalaciones del INE.

En el lugar, el resultado fue el mismo. Las autoridades electorales les informaron que darles más boletas era una imposibilidad jurídica y de logística, por lo que finalmente y luego de horas de protesta, desistieron de ejercer su voto.

Ante los reclamos por esta situación que se presentó en casillas especiales de todo el territorio nacional, Ciro Murayama, consejero del INE, salió a dar una explicación.

“En las casillas especiales la ley solo autoriza enviar 750 boletas. Si ya no alcanzaste, no se puede votar en hojas blancas ni improvisar soluciones”, escribió en su cuenta de Twitter.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.