Priistas “se dispararon en el pie”: PAN

El líder estatal de Acción Nacional afirmó que el partido tricolor muestra incongruencia y algunos de sus aspirantes a la gubernatura de NL no cuentan con méritos para continuar en la política. 
José Alfredo Pérez Bernal, presidente del PAN en Nuevo León.
José Alfredo Pérez Bernal, dirigente del PAN en Nuevo León. (Foto: Carlos A. Rangel)

Monterrey

Luego de la renuncia de seis legisladores federales del Partido Revolucionario Institucional (PRI) para ir en pos de la candidatura al Gobierno del Estado, el líder estatal del Partido Acción Nacional (PAN), José Alfredo Pérez Bernal, espera a lo que su homólogo tricolor tenga que decir al respecto.

Luego de que Eduardo Bailey Elizondo criticara severamente la salida de Margarita Arellanes Cervantes de la alcaldía de Monterrey por las mismas razones, el panista afirmó que los priistas "se dispararon en el pie" desde un principio y ahora muestran incongruencia.

"Es una incongruencia atacar por atacar, al final del día es un derecho que ellos saben que les asiste a todos, inclusive a ellos mismos y a eso le llamo yo dispararse en el pie.

"Cuando decides emprender una carrera política, al final del día la última palabra la tienen los votantes, si es o no aceptable o bien visto", dijo.

Pérez Bernal afirmó que una cosa es que ellos tengan pretensiones y otra muy diferente es la opinión que los ciudadanos tengan de ellos, y si se merecen o no continuar representándolos en algún puesto de elección popular.

En cuanto a los aspirantes Cristina Díaz, Marcela Guerra, Ivonne Álvarez, Héctor Gutiérrez, Jorge Mendoza y Pedro Pablo Treviño, declaró que algunos no cuentan con los méritos necesarios para continuar en la carrera política.

"Muchos no han desempeñado su trabajo actual o los anteriores a cabalidad, habría que ver qué piensan de ellos los ciudadanos.

"El pez por su boca muere y por eso es importante dejar siempre clara y firme una postura, y no estarla cambiando hacia donde gire el viento; eso es ser una veleta", concluyó.

Aseguró que las aspiraciones de los buenos políticos deben ser respetadas y es por ello que las reformas a la Constitución permitieron la reelección.