El priista “no llega ni a burbuja”, dice López Obrador

El tabasqueño señala que el PRI debería cambiar de opinión y elegir a otro aspirante.
Meade no llegó ni a burbuja: AMLO

México

El presidente de Morena, Andrés Manuel López Obrador, sugirió que lo mejor es que cambien a José Antonio Meade, como precandidato del PRI, porque “no llega ni a burbuja”.

Luego de reunirse con simpatizantes en Santa María Huatulco, Oaxaca, refirió que “todavía es tiempo, es de sabios cambiar de opinión, y yo lo digo, porque luego se ponen muy enojados conmigo, y se me lanzan”.

Respecto de si el ex secretario de Educación, Aurelio Nuño, podrá ayudar en algo a Meade en su precampaña, el tabasqueño aseguró que no, aunque lo sigan inflando.

“Tengo información de que pese a que el secretario de Relaciones Exteriores, Luis Videgaray, convenció a Enrique Peña para que Meade fuera el precandidato del PRI y cuenta con el apoyo de Vicente Fox, Carlos Salinas y Claudio X. González, quienes lo inflaron y lo siguen haciendo, Meade no levanta, no llega ni a burbuja”.

Al preguntarle acerca del Frente Ciudadano por México, manifestó que “a los jefes de la mafia del poder no les están saliendo las cosas.

“Salinas está muy molesto y Peña también, porque primero diseñaron un esquema para que iniciara el PRI con Meade en segundo lugar, y resulta que no les funcionó, pero sí están dividiendo el Frente”.

Acotó que en el frente hay más candidatos que ciudadanos, “afuera de la oficina del frente hay que poner una manta que diga: ‘Maneje con cuidado, puede atropellar a un candidato’, porque está (Miguel Ángel) Mancera, (Ricardo) Anaya, el del Puebla (Rafael Moreno Valle)… ¡hay no sé cuántos!”.

Explicó que el plan de la “mafia” consiste en que empezara el PRI en segundo, “y ya después unirlos a todos contra nosotros, ya le mandé a decir no sean montoneros, vénganse de diez en diez, les vamos  ganar”.

Además, López Obrador comentó que “(Enrique) Peña hace mal en ordenar a los titulares de la Defensa, el general Salvador Cienfuegos, y de Marina, el almirante Vidal Soberón, lanzarse haciendo política en contra mía, eso nunca se había visto.

“Ahora, qué necesidad, como decía el finado Juan Gabriel, de dar órdenes a los secretarios de Defensa y de Marina. Yo siempre digo lo que pienso, y siempre voy a estar defendiendo mi punto de vista”, dijo.