No le preocupa a Erasto Tolentino expulsión del PT

Tolentino Castro desmintió que la Coordinadora Nacional Plan de Ayala (CNP), de la cual es dirigente, sea afín al PRD, motivo que argumenta la Coordinadora estatal del PT para su expulsión.
El petista Erasto Tolentino Castro, señaló que la Coordinación estatal de su partido no tiene la facultad de expulsarlo.
El petista Erasto Tolentino Castro, señaló que la Coordinación estatal de su partido no tiene la facultad de expulsarlo. (Héctor Mora)

El petista Erasto Tolentino Castro, señaló que la Coordinación estatal de su partido no tiene la facultad de expulsarlo pues se tiene que convocar a un Consejo Político.

"Esto lleva un procedimiento, ellos dicen que levantaron 100 firmas en un Consejo, pero para que se haga un Consejo en el partido se tiene que hacer una convocatoria y no ha habido tal para que puedan expulsarme", sostuvo.

Afirmó que la ni Coordinación estatal ni la Comisión ejecutiva tienen la facultad para expulsar a los militantes.

"Yo no creo que al partido le convenga ir a los tribunales que vayamos directamente al Ifai para que le pidan cuentas a Arturo (Aparicio Barrios) porque ciertamente ha comprobado todos los recursos del partido, tiene a dos contadores que le hacen el trabajo sucio, de alguna forma no hay transparencia", dijo.

Tolentino Castro desmintió que la Coordinadora Nacional Plan de Ayala (CNP), de la cual es dirigente, sea afín al PRD, motivo que argumenta la Coordinadora estatal del PT para su expulsión.

Consideró que el motivo del proceso para su expulsión es que a los dirigentes del partido, Arturo Aparicio Barrios y Mariano L'estrade, no les gusta que les pidan cuentas.

"Todos los que de alguna forma han pedido cuentas al partido los han expulsado", dijo.

Llamó a la militancia del Partido del Trabajo reconsiderar su estancia en el partido, "porque el tal parece que el PT es el partido más antidemocrático que pueda existir porque nunca cambian de dirigente".

El aún petista dijo no está preocupado por el proceso de expulsión en su contra.

"No me preocupa tanto porque es un partido que va en decadencia, en el que no hay progreso, que no hay futuro y ellos, Mariano y Arturo, siguen con el secuestro del partido", dijo.