PRD pide a AMLO diálogo “de altura, no de cantina”

Pese a la división de las izquierdas, para Movimiento Ciudadano se puede dar una alianza de último momento aun sin López Obrador.
La coordinadora perredista en el Senado subrayó que el llamado a declinar por Morena solo busca dividir.
La coordinadora perredista en el Senado subrayó que el llamado a declinar por Morena solo busca dividir. (Nelly Salas)

México

El PRD llamó a Andrés Manuel López Obrador, líder de Morena, a respetar a la izquierda y sentarse a “dialogar como políticos de altura, no de cantina”, pues con su ultimátum solo busca dividir.

La coordinadora de la bancada perredista en el Senado, Dolores Padierna, recordó que cuando buscaron a Morena para una posible alianza en el Estado de México siempre se encontraron con “un rotundo no”.

“Ahora nos llama al sometimiento, a la claudicación, a que nos desfiguremos, desaparezcamos y nos sumemos. La forma en que lo hace, lamentablemente, es para que no se una la izquierda. En el fondo, la forma, el contenido de sus palabras, simplemente quiere desmarcarse, dividir, y eso no ayuda”, expresó en referencia a López Obrador.

Durante la presentación de una propuesta para crear un grupo especial de seguimiento a los procesos electorales en el Congreso, la legisladora comentó que han insistido en los llamados a la unidad, pues se ha demostrado que es una fórmula exitosa.

“Nosotros no podemos claudicar, no podemos ir a la cola de nadie, somos un partido que está gobernando muchos millones de mexicanos; tenemos un voto duro muy fuerte, muy importante y se nos tiene que respetar.

“Hacemos un llamado a López Obrador a respetar a las izquierdas y a sentarse en una mesa a dialogar como políticos de altura, no de cantina, no llamando a la claudicación de nadie”, subrayó.

Por su parte, el diputado perredista Jesús Zambrano acusó que el “autoritarismo” de López Obrador hace el trabajo a los priistas, dividiendo a la izquierda.

En sus redes sociales, el ex presidente del PRD aseguró que el tabasqueño boicotea un posible acuerdo. “Con su autoritarismo @lopezobrador_ hace trabajo a PRI boicoteando posibilidad de acuerdo entre fuerzas progresistas”, publicó.

Ambos perredistas dieron a conocer a la Comisión Permanente una propuesta de grupo especial que dé seguimiento al desarrollo de los procesos electorales que están en curso que, al mismo tiempo, actúe también como vigilante para que no se cometan ilícitos.

Destacaron que ya se han denunciado delitos, “desde que arrancaron las campañas en los cuatro estados que tendrán elecciones el 4 de junio, de manera muy especial en el Estado de México, donde no cesa el desfile de funcionarios federales en apoyo a la desinflada y no creciente candidatura de Alfredo del Mazo”.

ACUSAN SOBERBIA

El diputado de Movimiento Ciudadano Macedonio Tamez señaló que, pese a la división de las izquierdas, se puede dar una alianza, sin que necesariamente se incluya a Andrés Manuel López Obrador.

En entrevista, calificó de irrespetuoso y desconsiderado el llamado del tabasqueño a declinar a favor de sus candidatos en las elecciones de Estado de México, Coahuila, Nayarit y Veracruz, con miras a una posible coalición en 2018.

El legislador por Jalisco señaló que en este momento las izquierdas se encuentran “muy divididas”, pero en el último minuto, en aras de buscar el poder, “todo puede suceder” y habrá quien acceda al ofrecimiento.

“Habrá quien lo acepte y se vaya, yo en lo personal no estoy interesado. Acuérdese que el peor pecado de los políticos es la soberbia, es cuando se sienten dueños de la verdad y toman actitudes mesiánicas.

“Claro, esas actitudes a veces engañan al pueblo y es como llegan líderes de corte dictatorial al poder, como puede ser el caso en México”, subrayó.

El diputado insistió en que si de último momento se da una alianza entre las izquierdas, no es necesario que esté de por medio Morena y su presidente.

“La forma en la que López Obrador llamó a los demás partidos a sumarse a su movimiento no puede ser otra cosa más que producto de la soberbia, de la falta de respeto y consideración a las otras corporaciones políticas; se me hace absurdo, desproporcionado y no me siento inclinado a aceptarlo”, dijo.