Eliminar pobreza extrema en NL, reto a corto plazo: Meade

Actualmente 1.3 por ciento de la población del estado está en condiciones difíciles, por lo que se le deberá atender, dice el secretario de Desarrollo Social.
El secretario de Desarrollo Social fue entrevistado por el arquitecto Héctor Benavides para el Telediario Nocturno.
El secretario de Desarrollo Social fue entrevistado por el arquitecto Héctor Benavides para el Telediario Nocturno. (Juan Gerardo Porras Rodríguez)

Monterrey

Con un buen trabajo de coordinación se podrá eliminar en un plazo breve la pobreza extrema en Nuevo León, señaló el secretario de Desarrollo Social a nivel federal, José Antonio Meade Kuribreña.

En entrevista con el arquitecto Héctor Benavides para Telediario Nocturno, el funcionario federal expresó que 1.3 por ciento de la población de Nuevo León está en condiciones de pobreza extrema.

"Probablemente sea el estado que tenga menor pobreza extrema, pero por lo mismo, con un buen trabajo y una buena coordinación, podemos lograr que en un plazo breve sea ninguna de las familias de Nuevo León que enfrente esa circunstancia", indicó.

Destacó que el problema está más concentrado en el sur de Nuevo León, aunque alrededor de Monterrey hay polígonos particulares que les preocupan y que requieren de la atención del Gobierno Federal, y aseguró que "habremos de dársela".

"En Nuevo León se alcanzaron resultados importantes. La pobreza extrema se redujo a la mitad. La pobreza moderada decreció en poco más de 15 por ciento. Vamos trabajando bien en abatir carencias, pero queremos coordinarnos", subrayó.

Meade Kuribreña explicó que en el estado 20 por ciento de la población se encuentra en condiciones de pobreza moderada.

"Hay un espacio de actuación que implica un mayor despliegue, que implica construcción de oportunidades, que implica todavía fijarnos que las viviendas sean dignas, les lleguen servicios, ahí trabajar con el Estado y con los municipios.

"Hay medio millón de nuevoleoneses con rezago educativo, y eso implica que hay mucha gente que no ha terminado primaria o secundaria. A ellos hay que acercarnos. Hay quien se preocupa todavía de poder alimentarse o dar de comer a su familia", refirió.

El secretario de Desarrollo Social, no obstante, consideró que Nuevo León es un estado que tiene todo para salir adelante.

Mencionó que el programa de Cruzada contra el Hambre fue de las primeras decisiones que tomó el presidente Enrique Peña Nieto, quien, dijo, reconoció que la pobreza tiene no solamente muchos rostros, sino muchas dimensiones, y que por lo tanto, involucra para su atención un buen trabajo de parte de todo el Gobierno Federal y de coordinación con las entidades federativas.

"La Cruzada nos congrega a 19 dependencias del Gobierno Federal, más de 90 programas, que buscamos atender a quienes están en pobreza extrema, y a quienes en ese contexto además están preocupadas por su alimentación y la de su familia. Se han atendido a 4.5 millones de mexicanos en esa circunstancia.

"La Cruzada empezó con un enfoque territorial y con la intuición de que la pobreza tiene expresión rural, pero que también tiene expresión en el medio urbano, y que, de hecho, en muchas circunstancias son más los números en pobreza cerca de las grandes ciudades que las que se ubican en el medio rural", apuntó.