PAN está por encima de cualquier persona, señala Margarita

La presidenta municipal de Monterrey dijo respetar la salida de Fernando Elizondo del partido, pero aclaró que éste no le pertenece a nadie, ni siquiera a los militantes.
La alcaldesa dijo no compartir la opinión de Elizondo.
La alcaldesa dijo no compartir la opinión de Elizondo. (Ricardo Alanís)

Monterrey

Luego de la renuncia del ex gobernador Fernando Elizondo Barragán al Partido Acción Nacional al denunciar malas prácticas al interior de este instituto político, la alcaldesa de Monterrey, Margarita Arellanes, declaró que respeta su decisión, pero que ninguna persona está por encima de la citada institución.

Calificó la salida de Elizondo Barragán como una decisión muy personal de su parte, pero que el PAN es un vehículo de democracia para Nuevo León y México.

"Me parece que hoy más que nunca la militancia de Acción Nacional, todos esos panistas de a pié, todos esos panistas que están buscando ser una opción, mejor para los ciudadanos, estamos unidos y estamos trabajando.

"Creo que es una decisión personalísima, se respeta y la institución está por encima de cualquier persona, porque la institución tiene un fin, lo he señalado en muchas ocasiones, el Partido Acción Nacional no nos pertenece ni siquiera a los militantes, el Partido Acción Nacional es un vehículo de la democracia para Nuevo León y para México, los militantes tenemos la obligación de trabajar por él y de fortalecerlo, de darle un rumbo y una viabilidad, sin embargo, una vez que hacemos esto lo entregamos al servicio de la democracia y al servicio de los ciudadanos, eso es Acción Nacional, es patrimonio de nuestro estado, y de nuestro país", comentó.

El también ex senador y ex funcionario federal, Fernando Elizondo Barragán, renunció al PAN y envió un escrito dirigido a líder nacional panista, Gustavo Madero, con copia al dirigente estatal, José Alfredo Pérez Bernal, y el líder municipal de San Pedro, Américo Ferrara Olvera, donde cita que es difícil explicar todas las razones de la renuncia sin que su exposición se perciba como un ataque.

La salida de Fernando Elizondo Barragán se deriva del "alud de evidencias" -como él mismo señaló- de prácticas que tradicionalmente el albiazul combatía, como la corrupción, la opacidad, el acarreo, la afiliación masiva, la compra y coacción del voto interno y externo, el clientelismo.

Margarita Arellanes dijo que respeta su decisión, aunque pudiera no compartir su opinión, ya que en el PAN hacen un esfuerzo por tener una institución sólida.

"Respeto su decisión. Me parece que en Acción Nacional estamos haciendo un esfuerzo por tener una institución sólida, por tener una institución en donde todos tenemos un interés común que es velar por el bien común, que es regresarle y ofrecerle otra historia a nuestro estado, es en lo que estamos trabajando, y bueno, pues continuaremos haciéndolo.

"Lo respeto, mira, independientemente de que pueda o no compartir su opinión, lo más importante es respetar las opiniones de todos. Acabamos de tener una asamblea a nivel estatal, vimos la concurrencia y vimos también la participación, ustedes han visto cómo hemos estado trabajando con estas invasiones azules que realiza tanto el comité estatal como los comités municipales", declaró.