Desde el 1 de junio, paro y boicot electoral en Oaxaca

Sección 22 dejará sin clases a 1 millón de estudiantes. El magisterio exige que no se aplique la reforma educativa, plazas  automáticas, cancelación de las evaluaciones y estabilidad laboral.

México y Oaxaca

Apartir del 1 de junio, más de un millón de estudiantes de educación básica en Oaxaca serán afectados por el paro indefinido de labores de la sección 22 de la Coordinadora Nacional de los Trabajadores de la Educación (CNTE).

Alrededor de 54 por ciento de los 81 mil integrantes del magisterio oaxaqueño, según sus propias cifras, acordaron iniciar el paro, con lo que concluirá el ciclo escolar 44 días antes de la fecha oficial, que es el 14 de julio.

Benito Vázquez, vocero de la CNTE, detalló que ayer en la asamblea estatal pactaron iniciar el boicot a las elecciones federales.

Indicó que cada una de las diferentes regiones trazará sus calendarios para bloquear las juntas distritales del Instituto Nacional Electoral (INE).

"Al bloquear las oficinas del INE vamos a estar impidiendo que salgan las boletas y todo el material y con eso impedir la instalación de casillas. Los compañeros acordaron que sea del 1 al 7 de junio y luego ver qué es lo que sigue con el paro nacional", indicó.

Con este paro, reiteró, los maestros exigen una respuesta favorable a su pliego petitorio entregado el 1 de mayo, en el que desataca la abrogación de la reforma educativa.

El viernes 15 de mayo, en el contexto de la conmemoración del Día del Maestro, el magisterio disidente marchó en la Ciudad de México, del Metro San Cosme al Hemiciclo a Juárez.

El mismo día se reunieron por más de tres horas con el subsecretario de Gobernación, Luis Miranda, y al no obtener una respuesta favorable a sus demandas, los profesores inconformes advirtieron que mantendrán sus movilizaciones.

En la asamblea de este domingo, celebrada en Oaxaca, la CNTE acordó radicalizar sus protestas en tanto no se cumplan las plazas automáticas para normalistas, la cancelación de las evaluaciones docentes, se les garantice la estabilidad laboral y el pago puntual de sus salarios, así como la aprobación de su proyecto de ley educativa en la entidad.

Sin plan B

El gobierno de Oaxaca descartó aplicar algún plan B ante el paro de labores anunciado por la sección 22, con lo que se agotó la vía del diálogo y la negociación para conjurarlo.

El director del Instituto de Educación Pública de Oaxaca, Moisés Robles, afirmó que el gobierno estatal seguirá dialogando y conciliando hasta el límite con los docentes para dar respuestas a sus demandas y evitar que se suspenden clases.

"Mientras estemos sentados en la mesa de diálogo con la CNTE, no hay razón de un paro", consideró.

—¿Se tiene un plan B?

—Como usted sabe hubo una determinación en la pasada asamblea de la CNTE, donde se abordó el paro de labores a partir del 1 de junio; sin embargo, esta puede sufrir alguna modificación, dependiendo de los acuerdos que alcancen en la mesa con la Secretaría de Gobernación.

Además, dijo, hay un pronunciamiento de la sociedad para que no se suspendan las clases.

"En algunas comunidades indígenas son las madres las que negocian con los maestros la reposición de clases perdidas.

"Las señoras han demostrado tener más autoridad sobre los profesores que el gobierno federal y el estatal", agregó.

Cambian plantón

La asamblea plenaria de la CNTE acordó trasladar a la sede del consejo local del INE parte de su plantón rotativo, ubicado en el Centro Histórico de Oaxaca, como parte de su estrategia de boicot electoral.

Asimismo acordaron evitar todos los actos de campaña de la candidata a diputada federal del PRI, Beatriz Rodríguez, al considerarla una aliada del ex gobernador Ulises Ruiz, a quien señalan como responsable de la represión cometida contra su gremio y movimiento social.

Los docentes consideraron insuficientes las respuestas ofrecidas por el gobierno federal y estatal, por lo que reiteraron su acuerdo para suspender de manera indefinida las actividades en 13 mil 500 escuelas.

Los mentores también aprobaron presentar la denuncia penal contra quienes quemaron los vehículos del Comité Ejecutivo Seccional la semana pasada.

Se pronunciaron además por brindar su respaldo a los comerciantes desalojados en el Zócalo de Oaxaca, anunciando su próxima reinstalación, pese a la oposición de la iniciativa privada.



[Dé clic sobre la imagen para ampliar]