PRD pide garantizar derechos humanos en prisiones

El coordinador de los diputados perredistas, Francisco Martínez Neri, exhortó a la Conferencia Nacional del Sistema Penitenciario a revisar las estrategias de seguridad. 
El coordinador de los diputados del PRD, Francisco Martínez Neri.
El coordinador de los diputados del PRD, Francisco Martínez Neri. (Fernando Damián )

Ciudad de México

El presidente de la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados, Francisco Martínez Neri, urgió a la Conferencia Nacional del Sistema Penitenciario a revisar y adecuar las estrategias para garantizar el orden y el respeto a los derechos humanos de los internos en los centros de readaptación social.

TE RECOMENDAMOS: Pide ONU aclarar la muerte de 28 reclusos

En conjunto con sus correligionarios Maricela Contreras, Hortensia Aragón y Jesús Zambrano, el legislador perredista presentó ante la Comisión Permanente del Congreso de la Unión un punto de acuerdo para exhortar a la Conferencia Nacional del Sistema Penitenciario a revisar y adecuar las estrategias para conservar el orden y la garantía de los derechos humanos de los internos en las cárceles.

Martínez Neri advirtió que la situación en las prisiones del país es alarmante, pues “al menos cada mes ocurre algún motín, asesinato de reos o de custodios y toda clase de delitos cometidos por los mismos presos”, puntualizó.

El también coordinador de los diputados federales del PRD solicitó por ello al Sistema Nacional de Seguridad Pública un informe sobre las acciones para evitar el control de grupos criminales al interior de los penales, como lo ha documentado la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

TE RECOMENDAMOS: Decomisan celulares y droga en  penal de Chilpancingo

“Hacemos un llamado al secretario ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública a que remita información sobre los avances en la resolución de los problemas señalados en diversos informes de la CNDH y que evidencian la existencia de grupos criminales que dentro de los penales controlan, violentan y fortalecen el quehacer criminal, sin que las autoridades puedan combatirlo eficazmente”, indicó.

Martínez Neri citó como ejemplo de la situación carcelaria el caso del enfrentamiento entre dos grupos delictivos ocurrido en la prisión de Las Cruces, en Acapulco, Guerrero, el pasado jueves 6 de julio, que dejó 28 personas muertas.

El líder parlamentario consideró inadmisible que hechos de esa naturaleza sean una constante en los centros de readaptación social de todo el país.

“No esperemos que esta situación salga de control; tenemos los focos rojos de que los centros de inserción social no están funcionando adecuadamente, es decir, no hay una readaptación, sino, por el contrario, se están convirtiendo en escuelas para criminales”, alertó.



OVM