Senado aprobó en comisiones ley de zonas económicas especiales

La iniciativa tiene por objetivo promover el crecimiento sostenible y sustentable en los estados y municipios con mayor rezago social y abatir las brechas regionales de pobreza y desigualdad.
El Senado de la República aprobó en comisiones la iniciativa presidencial para la creación de zonas económicas especiales.
El Senado de la República aprobó en comisiones la iniciativa presidencial para la creación de zonas económicas especiales. (Tomada de Twitter / @LariosHector )

Ciudad de México

El Senado aprobó en comisiones la Ley de Zonas Económicas Especiales, con 20 modificaciones a los 50 artículos de la minuta, y se pidió la dispensa de una primera lectura para regresarla con modificaciones a la Cámara de Diputados.

El proyecto propuesto enviado por el presidente Enrique Peña, a finales de septiembre del año pasado, tiene como objetivo regular la planeación, el establecimiento y la operación de Zonas Económicas Especiales para impulsar el crecimiento económico sostenible, de los estados del país con mayor rezago económico y social.

En el dictamen, aprobado con 11 votos a favor se menciona que con la creación de las zonas se busca reducir la pobreza, permitir la provisión de servicios básicos y expandir las oportunidades para una vida saludable y productiva, en las regiones del país que tengan mayores rezagos en el desarrollo social, a través del fomento de la inversión, la productividad, competitividad, el empleo y una mejor distribución del ingreso entre la población.

Dichas zonas serán consideradas áreas prioritarias del desarrollo nacional, y el Estado promoverá las condiciones e incentivos para que, con la participación del sector privado y social, se contribuya al desarrollo económico y social de las regiones en las que se ubiquen, a través de una política industrial sustentable con vertientes sectoriales y regionales

El documento menciona que los beneficios e incentivos que se otorguen deberán fomentar la generación de empleos permanentes, el ascenso industrial, el crecimiento de la productividad del trabajo, e inversiones productivas que impulsen el desarrollo económico de la zona y su área de influencia.

Además, los permisos para la construcción, desarrollo, administración y mantenimiento de Zonas podrán otorgarse hasta por un plazo de 40 años, prorrogables hasta por otro periodo igual al señalado originalmente.

Asimismo, el gobierno federal, de los estados y municipios, con la participación que corresponda a los sectores privado y social, deberán implementar un Programa de Desarrollo con el objeto de establecer políticas públicas y acciones con un enfoque integral y de largo plazo, así como el establecimiento y la adecuada operación de las Zonas Económicas Especiales, para que promuevan el desarrollo sustentable de sus áreas de influencia.

Entre las modificaciones destaca los beneficios e incentivos que se otorguen deberán fomentar la generación de empleos permanentes, el ascenso industrial, el crecimiento de la productividad del trabajo e inversiones productivas que impulsen el desarrollo económico de la zona y su área de influencia.