En juego, el regreso al autoritarismo: Basave

El dirigente nacional del PRD advirtió que en las elecciones del 5 de junio se juega el regreso al autoritarismo que pretende el PRI o el avance y la continuación de la transición democrática.
Agustín Basave, diputado federal del PRD por NL.
Agustín Basave. (Tomada de Página Oficial PRD)

Ciudad de México

Agustín Basave advirtió que en las elecciones del 5 de junio se juega el regreso al autoritarismo que pretende el PRI o el avance y la continuación de la transición democrática.

El dirigente nacional del PRD dijo que su partido tiene una oferta social para enfrentar la crisis económica que afecta al país, así como el combate a la violencia y la inseguridad. “Es el ir a la raíz no solo de la corrupción, también de los problemas que genera la violencia desbocada de la criminalidad”.

En un mensaje en redes sociales con el que formalmente dio inicio a las campañas del PRD en 13 estados, cinco de ellos en alianza con el PAN, sostuvo que el PRD “es la opción progresista, social, es la salida social a la crisis de México”.

Destacó que la oferta del PRD y de las alianzas opositoras al PRI “es construir mejores gobiernos en cada uno de estos estados. Gobiernos que solucionen los problemas, pero que también combatan los dos grandes tumores cancerosos de México: La corrupción y la desigualdad, eso es lo que el PRD quiere y a lo que vamos en cada uno de estos estados, a ganar la confianza de los ciudadanos”.

En su mensaje afirmó que en la elección del 5 de junio “se juega un México más limpio o un México corrupto como el que tenemos hoy. Se juega un México injusto, desigual, o un México más equitativo e igualitario. Se juega el retorno al autoritarismo que quiere el PRI o el avance democrático y la continuación de la transición democrática. El avance económico, la creación de empleos y el desarrollo o el estancamiento en el que estamos con una economía que no crece y que ha generado en estos tres años más de dos de millones de pobres más”.

Añadió que con la conclusión del proceso de selección de candidatos, quedaron atrás las fricciones internas, los jaloneos y las disputas por las legítimas aspiraciones de quienes aspiraban a contender en el proceso electoral del 5 de junio.

Ello, en referencia a las disputas internas que hubo entre perredistas en estados como Zacatecas, Puebla, Oaxaca y Chihuahua, particularmente.

“Eso ya quedó atrás y ahora vamos a arrancar las campañas de nuestros candidatos y candidatas a gobernadores. Son 13 elecciones más el Constituyente de la ciudad de México y se juegan cosas muy importantes para la ciudadanía”, advirtió el líder nacional perredista