Con alta médica en mano, se reincorpora diputado víctima de influenza

El perredista Fernando Zárate regresó a la Cámara de Diputados tras permanecer diez días en reposo y mostró su certificado de alta como garantía de no contagiar al resto de los legisladores.
El legislador perredista Fernando Zárate.
El legislador perredista Fernando Zárate. (Especial)

Ciudad de México

El legislador perredista Fernando Zárate se reincorporó este lunes a sus actividades en la Cámara de Diputados, después de contraer el virus de la influenza AH1N1 y permanecer diez días en reposo por prescripción médica.

Zárate mostró su certificado de alta como garantía de que no transmitirá la enfermedad al resto de los diputados federales.

Por separado, el panista Fernando Rodríguez Doval emplazó al gobierno federal a poner en marcha medidas emergentes para controlar el brote de influenza AH1N1 y evitar más fallecimientos provocados por ese virus.

“El gobierno federal no puede ser omiso ante la prevalencia de una enfermedad como la influenza AH1N1 y sus variantes, que ya han ocasionado decenas de muertes en el país y es necesario que emprenda medidas emergentes para evitar se propague el padecimiento y con ello el número de muertes”, remarcó.

Subrayó que es obligación de las autoridades difundir información verídica y verificable, a fin de que se conozca la situación real ante el brote de la enfermedad.

“Hasta el momento no existen medidas precautorias en el transporte público, el transporte foráneo, las terminales de autobuses o los aeropuertos y sitios de grandes concentraciones masivas. No se trata de generar pánico entre la población, pero cualquier medida que evite la propagación de esta enfermedad nunca estará de más”, puntualizó.

El diputado federal reprobó la tendencia del actual gobierno federal a desplazar los problemas del escenario público, pues estos no se resuelven por dejar de hablar de ellos y, por el contrario, se requiere emprender acciones para limitar los contagios.


“La fórmula que pretendieron aplicar con el tema de la seguridad, donde se dejó de hablar de los saldos negativos, tampoco funciona para problemas de salud: este gobierno piensa que al no hablar de los problemas, estos se desvanecerán y no es así; es fundamental emprender una campaña intensiva de información sobre el tema”, insistió.