A golpes, maestros logran una cita en Gobernación

Antes de dar un portazo en la Dirección General de Educación Superior Tecnológica, mantuvieron bloqueadas las instalaciones, en Arcos de Belén, lo que ocasionó caos vial durante varias horas.
Por medio de altavoces amenazaron a los representantes de los medios de comunicación.
Por medio de altavoces amenazaron a los representantes de los medios de comunicación. (Saúl López/Cuartoscuro)

México

Integrantes de la Sección 22 de la CNTE que tomaron instalaciones de la Secretaría de Educación Pública (SEP) aseguraron que obtuvieron la promesa de iniciar el diálogo con autoridades federales a partir este jueves.

Según miembros de la comisión del magisterio disidente que dialogó con autoridades de la Dirección General de Educación Superior Tecnológica (DGEST), serán recibidos a las 11:00 horas de este jueves en la Secretaría de Gobernación (Segob).

La mañana de aye, los docentes entraron por la fuerza a las instalaciones de la dirección, en Arcos de Belén número 79, en la colonia Centro.

El incidente ocurrió luego de que un grupo de trabajadores de institutos tecnológicos de Oaxaca no fue atendido por funcionarios de la DGEST para exponer la demanda de seguir perteneciendo a la sección 22, ante la creación —hace un par de meses— de la sección 61 en esa entidad, y que aglutina a los trabajadores de tecnológicos.

Alrededor de las 11 horas, un contingente de alrededor de 200 integrantes de la CNTE arribó a la dependencia y bloqueó la circulación en ambos sentidos de Arcos de Belén, entre Balderas y José María Vértiz.

Hora y media más tarde, un grupo de 10 manifestantes forcejeó con el personal de seguridad de la dependencia y, tras sacudir la reja metálica por unos minutos, lograron abrirla.

No obstante, los uniformados formaron una valla, por lo que los manifestantes permanecieron en la entrada por alrededor de 15 minutos, "a la espera de obtener respuesta".

Antes, a manotazos, los simpatizantes de la CNTE le tiraron su cámara a un camarógrafo de MILENIO que grababa el suceso, posteriormente la patearon y en la trifulca se desprendió un accesorio que no devolvieron.

En rechazo a la presencia de los medios, uno de los dirigentes de la coordinadora dijo por medio del sonido: "No respondemos por la integridad, se los advertimos"; por lo que, posteriormente, los manifestantes congregados en la entrada principal rociaron de agua el aparato y obligaron al camarógrafo a apartarse del sitio. En tanto, los activistas avanzaron unos pasos y entraron al patio.

Alrededor de las 2 de la tarde, el oficial de la Policía Federal Carlos Hernández Martínez se presentó ante los manifestantes que se encontraban en el patio para pedirles que se replegaran, mientras él buscaba la instalación de una mesa de diálogo.

"No es un acto intimidatorio, no venimos a golpearlos, a hacer represión de nada", expresó al solicitar que le dieran tiempo y se retiraran hacia la reja de acceso a la institución.

Sin embargo, no fueron pacientes y, por segunda vez, los integrantes de la sección 22 dieron "portazo", se avalanzaron sobre la puerta de cristal y 40 manifestantes lograron ingresar a las oficinas de la dirección, pese a la presencia de uniformados.

Solo una comisión fue recibida y el resto de las personas ingresaron a los sanitarios del edificio.

Finalmente, tras una reunión que duró 20 minutos, la comisión de la CNTE salió de la DGEST y anunció que logró la instalación de una mesa de negociación en la Secretaría de Gobernación para hoy a las 11 horas con el subsecretario Luis Enrique Miranda, lo que calificaron de un logro gracias a la presión.

Normalistas, otra vez

A pesar de que 10 estudiantes se encuentran bajo proceso por la quema de vehículos, normalistas de Oaxaca retomaron las movilizaciones y retuvieron unidades del transporte público que utilizaron para trasladarse a la caseta de cobro de la autopista para exigir al gobierno de Gabino Cué la entrega de 950 plazas automáticas de profesores.

Los estudiantes impidieron el cobro de peaje a los automovilistas en ambos sentidos y realizaron labores de boteo.

El Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca afirmó que pese a las protestas, no habrá plazas automáticas para los normalistas.