Renunciar al fracking es dejar el campo libre a EU: Coldwell

El secretario de Energía aseveró que esta práctica traerá al país mayores beneficios económicos y una gran cantidad de nuevas fuentes de trabajo.
La fractura hidráulica, que ha permitido a Estados Unidos aumentar enormemente su producción energética en los últimos años, está regulada de distintas formas en el país, donde cuenta con muchos opositores por el impacto medioambiental de esta técnica.
(AP)

Ciudad de México

El secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell, advirtió que México no debe renunciar al fracking, porque sería dejarle el campo energético libre a Estados Unidos en la extracción de gas y crudo.

Luego de impartir una conferencia magistral como parte de la Maestría de Gobierno y Políticas Públicas del Instituto Universitario de Investigación Ortega y Gasset y la Fundación Colosio, indicó que esta técnica debe realizarse bajo las normas necesarias que eviten el deterioro del medio ambiente.

Aseveró que esta práctica traería al país mayores beneficios económicos y una gran cantidad de nuevas fuentes de trabajo; además de que reduciría el precio del gas y los hidrocarburos.

Explicó que la próximamente la Comisión Nacional de Hidrocarburos emitirá los lineamientos de seguridad ambiental para la extracción y explotación del subsuelo.

Asimismo, el funcionario federal rechazó el uso de agua de consumo humano o agrícola para la realizar la técnica, al tiempo que informó que en algunos casos ya no se utiliza el líquido.

“El fracking debe ajustarse a normas ambiéntales para hacerlo de manera responsable. La Comisión Nacional de Hidrocarburos está preparando un conjunto de lineamientos que hará entrega a la Agencia de Seguridad Industrial y Ambiental para que lo valore con la Semarnat y emitan las normas respectivas.

No debemos renunciar a los beneficios económicos del gas que nos puede traer muchos empleos pero sobre todo precios de gas muy competitivos en nuestro país, pero hacerlo siempre con los mejores estándares para proteger nuestro medio ambiente”, advirtió.

Joaquín Coldwell indicó que de no realizar el fracking en el país se tendría que importar gas de otras regiones del mundo, lo que tendría un alto impacto económico.