Se fortalecen las izquierdas; concretan sus propuestas: PT

A ese partido, el Pacto por México lo distancia en la táctica con el PRD; no en la estrategia contra el neoliberalismo, destaca el diputado federal Ricardo Cantú, integrante de la Comisión ...
Los acuerdos que se tienen en el Pacto por México, ya no quieren que se discutan ni se debatan, y meten la "aplanadora", le quitan una función muy importante a los legisladores, critica el diputado federal Ricardo Cantú, integrante de la Comisión Coordinadora Nacional del Partido del Trabajo.
Los acuerdos que se tienen en el Pacto por México, ya no quieren que se discutan ni se debatan, y meten la "aplanadora", le quitan una función muy importante a los legisladores, critica el diputado federal Ricardo Cantú, integrante de la Comisión Coordinadora Nacional del Partido del Trabajo. (Milenio-Archivo)

Ciudad de México

Desde la Comisión Coordinadora Nacional del Partido del Trabajo, el escenario en el que se encuentran las izquierdas en México es de fortalecimiento, no obstante las diferencias en la táctica con el PRD, partido mayoritario de esas fuerzas políticas.

El riesgo de que no se pueda conseguir la unidad siempre existe, pero las fuerzas progresistas de izquierda maduran y superan los errores del “sectarismo”, de “infantilismos”, destaca el diputado federal Ricardo Cantú, integrante de esa dirigencia nacional colegiada petista y uno de los fundadores de ese partido que cosechó alrededor de 3.8 por ciento de la votación en 2012.

Sin embargo, a diferencia del PRD, el PT decidió no sumarse al Pacto por México, en principio, porque “sería tanto como legitimar el triunfo de (Enrique) Peña Nieto”, porque la invitación para sumarse ocurrió justo cuando las izquierdas impugnaban los comicios presidenciales, por las presuntas irregularidades que advirtieron en ese proceso.

[b]–¿Las izquierdas se encuentran en crisis, en reacomodo?[/b]

– Creo que las izquierdas, de alguna manera, se están fortaleciendo, porque ante el fracaso del modelo económico que han impulsado el PRI y el PAN, el modelo neoliberal, se han visto obligados a ir retomando algunas de nuestras propuestas.

“Es el caso de la pensión universal a los adultos mayores, de 75 años en adelante; el seguro al desempleo; el asunto relacionado con que ahora las ganancias a los sectores de altos ingresos, que es el caso de la propuesta de impuestos que está haciendo el Ejecutivo para gravar las utilidades de la bolsa de valores, y como es también la propuesta del Ejecutivo de gravar el reparto de dividendos, quitar la tasa cero que tenían como una excepción en relación con los ingresos de las personas físicas, del ISR.

“Entonces, de alguna manera es una victoria nuestra, porque ellos antes se habían negado a hacerlo, tanto el PRI como el PAN, entonces lo importante no es quién los hace, sino que se hagan, que la política que se aplique sea la que beneficie a la mayoría de la gente y no a un pequeño grupo de personas”.

[b]–Sin embargo, ese acuerdo de las izquierdas parece no existir en el caso del Pacto por México…[/b]

–Nosotros decidimos no participar, porque se nos invitó unos días antes de que se hiciera el anuncio público, que se quería un día antes de la toma de protesta de Peña Nieto; finalmente, se hizo creo que un día después, y en ese entonces nosotros estábamos impugnando el resultado electoral por las irregularidades que vimos: rebasaron el tope de gastos de campaña y se compró mucho el voto en los sectores más empobrecidos de la población.

“Sería tanto como legitimar el triunfo de Peña Nieto, si aceptábamos participar en este pacto un día antes, pero al mismo tiempo hemos visto que hay mucho descontento durante este año en los legisladores.

“Las cosas que se acuerdan en el pacto ya no quieren que se discutan ni se debatan, y meten la aplanadora, le quitan una función muy importante a los diputados, a los senadores, que son los que deben hacer las consultas pertinentes con los diferentes sectores sociales y deben de debatir y analizar estos temas, y de esa manera cumplir con sus función de representantes sociales; entonces, el pacto no ha ayudado mucho a eso”.

[b]–Parecen tener más coincidencias con Movimiento Ciudadano, con Morena. ¿Esto los distancia del PRD?[/b]

–Nos distancia en la táctica, no en la estrategia, porque a nivel estratégico tenemos coincidencias muy importantes con el PRD, con sus planteamientos, con sus postulados y por eso muchas veces votamos juntos en la Cámara, y por eso ahora estamos también luchando en contra de la reforma constitucional para que no se profundice el modelo neoliberal con la privatización de la riqueza petrolera.

[b]–Entonces, esta situación para nada dificulta posibles alianzas o coaliciones electorales, con el PRD en particular...[/b]

–No. Creo que si hemos tenido algunas alianzas legislativas, las vamos a tener también en materia electoral. Somos con quienes tenemos más semejanza de los tres partidos que están en el pacto.

“Somos de la idea de que no debemos maximizar las diferencias entre las fuerzas progresistas en la izquierda, sino maximizar las coincidencias para poder tener mayor eficiencia en los resultados, en los avances que tengan las posturas de los partidos progresistas de la izquierda”.

[b]–¿Ven riesgo de que se pulverice el voto para las izquierdas o que el PT tenga que depender de otro partido más fuerte?[/b]

–La legislación electoral no ayuda mucho para que se dé la convergencia de las fuerzas progresistas. La legislación no está hecha para estimular la unidad o las alianzas entre diferentes fuerzas políticas y entonces siempre hay que vencer obstáculos, escollos para poder construir la unidad de las diferentes fuerzas.

“Hemos planteado la búsqueda de la unidad haciendo a un lado nuestras diferencias, sobre todo cuando estas diferencias son de carácter coyuntural y no prioritarias”.

[b]–Hacia 2018, esa diferencia de Andrés Manuel López Obrador con el PRD o la diferencia entre dos bloques de corrientes en el PRD, ¿ponen en riesgo esa unidad, esas alianzas?[/b]

–El riesgo siempre existe de que no se pueda conseguir la unidad, pero creo que en México las fuerzas progresistas de izquierda hemos estado madurando, y entonces, los errores del sectarismo, del infantilismo de izquierda, no se cometen con tanta frecuencia. Considero que podemos crear las condiciones para que en el 2018 vayamos unidos en la candidatura a la Presidencia.

“En las elecciones intermedias no tiene tanta relevancia el asunto de la unidad, que también es importante, pero en la presidencial creemos que sí es básico que la izquierda haga esfuerzos importantes por ir unidos en la contienda electoral”, sostiene el diputado federal Ricardo Cantú.