Zambrano y Gil acuerdan abatir rezago legislativo

Al término de la reunión con el diputado presidente Jesús Zambrano, el senador Roberto Gil calificó el acuerdo como el relanzamiento de las relaciones entre las dos cámaras del Congreso.
Jesús Zambrano, presidente de la Cámara de Diputados, y Roberto Gil, presidente del Senado.
Jesús Zambrano, presidente de la Cámara de Diputados, y Roberto Gil, presidente del Senado. (Tomada de Twitter / @Jesus_ZambranoG)

Ciudad de México

Los presidentes de la Cámara de Diputados, Jesús Zambrano, y del Senado de la República, Roberto Gil, acordaron integrar un grupo de trabajo para abatir el rezago legislativo y atender con urgencia los temas prioritarios para ambos órganos legislativos.

Entre dichos asuntos destacan las leyes de desaparición forzada, atención a víctimas, trata de personas, combate al robo de hidrocarburos, reforma política del Distrito Federal, leyes secundarias en materia anticorrupción, transparencia y rendición de cuentas, así como la desindexación del salario mínimo.

Al término de la reunión de casi tres horas, el senador Gil remarcó que el acuerdo apunta al abatimiento del rezago legislativo durante el actual periodo ordinario de sesiones y, a más tardar, en el que transcurre del 1 de febrero al último día de abril.

Después de los públicos desencuentros entre diputados y senadores durante las más recientes legislaturas, Gil manifestó así su optimismo por los compromisos suscritos con Zambrano:

“Esta no es una reunión protocolaria, es el inicio, el relanzamiento de la relación entre la cámara de los diputados y la cámara de los senadores, porque somos partes de un mismo poder, pero sobre todo somos corresponsables de la toma de decisiones que le importan a la gente y donde están las exigencias de la gente: a partir de este momento reinauguramos una relación que esperamos y deseamos sea fructífera, productiva y, sobre todo, que le sirva a todos y a cada uno de los ciudadanos de este país”.

El diputado Zambrano evitó precisar el número total de iniciativas pendientes de dictaminar, aunque admitió que la cifra podría ser “escandalosa”.

“Hemos analizado con preocupación el rezago legislativo que tiene ya varias legislaturas y también las minutas pendientes de ambas cámaras, de los temas que están ocupando en lo inmediato el trabajo de cada una de las cámaras del Congreso de la Unión”, dijo.

Gil y Zambrano encabezarán el grupo de trabajo integrado también por legisladores de sus respectivas mesas directivas y funcionarios de servicios parlamentarios de ambas cámaras para que a más tardar en una semana se tenga un recuento del rezago legislativo, así como una serie de propuestas concretas para abatirlo de inmediato.