• Regístrate
Estás leyendo: Entrevista a una DREAMer
Comparte esta noticia
Viernes , 21.09.2018 / 21:25 Hoy

Entrevista a una DREAMer

Si alguien pierde su estatus migratorio puede ser sujeto a una deportación. En la frontera ya se han dado casos de jóvenes detenidos por la patrulla fronteriza pues el programa concluyó.


Publicidad
Publicidad

Odio, racismo e ignorancia. Sabemos, de acuerdo con cifras del Departamento de Seguridad Nacional (DHS por sus siglas en inglés) que la gran mayoría de los beneficiados del programa son de origen mexicano. Además de un gran odio hacia los inmigrantes no hay una razón sustentada y coherente por la administración que ampare la decisión de terminar el programa. Sabemos que la gran mayoría de los beneficiarios estaban trabajando y contribuyendo a la economía estadunidense. Es una gran irresponsabilidad terminar un programa que costará millones de dólares a nuestra economía. Lo más reprobable es reducir a los beneficiarios a un documento y no considerar su condición humana. Tenemos sueños y aspiraciones y muchos sólo conocen a los Estados Unidos como el único país en el cual crecieron. Los humanos y lo correcto es poder otorgar un pase a la ciudadanía para todos los jóvenes ciudadanos indocumentados de los Estados Unidos.


Lee el texto completo aquí.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.