• Regístrate
Estás leyendo: El CPC ni persigue ni castiga: Palmira Tapia
Comparte esta noticia

El CPC ni persigue ni castiga: Palmira Tapia

Entrevista

La presidenta afirmó que la representación ciudadana articula los esfuerzos de todas las instancias vinculadas en el combate a la corrupción.
Publicidad
Publicidad

El Comité de Participación Ciudadana (CPC), está en su segundo año de vida, con el objetivo de generar expectativas realistas del Sistema Estatal Anticorrupción, dejando claro que no van a perseguir ni a castigar los problemas de corrupción que existen en la entidad. 


En entrevista con MILENIO, la presidenta del CPC, Palmira Tapia Palacios, consideró que sería un error fomentar este mito, porque las facultades de sanción e investigación pertenecen a otras áreas como son las contralorías, la fiscalía y el Tribunal de Justicia, además de las instancias federales.

El Comité es la representación ciudadana que articula los esfuerzos de todas las instancias vinculadas en el combate a la corrupción.

La ley le confiere como función principal establecer mecanismos eficientes de coordinación y colaboración entre las instancias que forman parte del sistema.

Facultades del CPC

Entre las facultades que confiere la ley al Comité están: avalar acciones de prevención, transparencia, rendición de cuentas, disuasión de faltas administrativos y hechos de corrupción; dar el visto bueno a los indicadores de corrupción, requerir información a los entes públicos respecto del cumplimiento de la política estatal, entren otras.

La de mayor peso podría ser el poder emitir recomendaciones públicas no vinculantes a los entes públicos por algún hecho que consideren grave y darle seguimiento, evidenciando fallas o carencias en algunos trabajos, lo cual representaría un grave llamado de atención para las instituciones.


LAS PRINCIPALES TAREAS

Luego del primer año de arranque, en el cual se cumplió con toda la formalidad que marcaba la ley, hasta quedar completamente conformados, para la nueva presidenta lo que sigue es una tarea de “evangelización”.

Aunque no le gusta mucho la palabra, reconoció que de eso se trata, de hacer una tarea pedagógica, tanto con medios de comunicación, como asociaciones e instituciones, municipios, entren otras instancias para que puedan explicar realmente qué es este sistema y equilibrar las expectativas de la población con el alcance real.

“Hay que decirlo así, parte de nuestra responsabilidad es saber comunicar los alcances de lo que hacemos. Las encuestas de la percepción dicen mucho de la desconfianza que hay en las instituciones, incluso en la democracia”.


LOS COMITÉS MUNICIPALES

Uno de los retos de esta gestión es el tema municipal, donde apenas se  han conformado 24 de los 125 comités y con el cambio de administración las actividades se detienen y será necesario esperar que retomen estas tareas y les den la importancia que requieren.

Para la presidenta del CPC este es uno de los grandes pendientes, sobre todo por el reciente cambio de administraciones municipales, donde todavía existen dudas del alcance de estos cuerpos colegiados que mandata la ley para apoyar el combate a la corrupción.




El modelo que se plantea para su integración es muy parecido al nacional y estatal, recordó. Primero se debe conformar una comisión seleccionadora y luego convocar a la conformación del Comité de Participación Ciudadana con tres expertos probados, de esa localidad, en temas de fiscalización, corrupción, transparencia y probado prestigio.

Esto, no resulta fácil en varios municipios, sobre todo los pequeños, tomando en cuenta las condiciones de la población, el conocimiento del Sistema Nacional y Estatal Anticorrupción y el número de expertos en el tema que pueden probar la experiencia y el conocimiento.


“Si lo mapeas encuentras cosas interesantes, hasta ahora hay 24 comités integrados, donde hay municipios muy pequeños, municipios importantes como Toluca y Metepec que fueron de los primeros que se conformaron y en el otro grupo que es la mayoría, más de 70 municipios en alguna etapa del proceso”.


Al final en cada municipio deben existir cuando menos ocho personas con esas características, lo cual es complicado, aunado a que como no son servidores públicos hay un distintivo, de llegar y no tener clara esa situación laboral, no saber si van a tener oficina y si van a recibir algún pago.


“Son dudas muy razonables que si pueden desmotivar la participación porque tampoco queremos mártires. Y otro es que no se conoce bien a bien qué es el sistema y menos a nivel municipal”.


LAS POSIBILIDADES

Pese a estos retos la expectativa es buena porque ya se cumplieron con todos los requerimientos para el arranque de una nueva institución, por lo cual en este segundo año el plan de trabajo va a estar plasmado en una estrategia de comunicación, donde los medios de comunicación serán los principales aliados, donde hay investigaciones documentadas de casos de corrupción.

Con los municipios será la coordinación y colaboración, donde los integrantes del CPC ya tienen un año de experiencia y se sigue tejiendo toda una red con organizaciones de la sociedad civil, academia, organismos empresariales.

Aclaró que los cinco integrantes del CPC no ejercen recursos públicos, lo cual ha sido visto en algunos casos como una debilidad del Comité, porque suena que sólo van a legitimar decisiones, porque no van a tener un poder real.

Sin embargo, Palmira Palacios enfatizó que como integrante del sistema y como presidenta del mismo, el diagnóstico que tiene al comparar a la entidad con lo que ocurre en otros estados es que se puede hacer mucho con lo que hay.


“Como cualquier institución lleva su segundo año de trabajo y como está concebido el sistema es de largo plazo, con resultados a mediano y largo plazo, en un enfoque de prevención a la corrupción porque aun cuando en la opinión pública está la idea que es muy fácil identificar a los grandes corruptos, como ex gobernador, funcionarios de alto nivel, lo cierto es que detrás de ellos hay una red no visible de complicidades, que no solo son servidores públicos”.


Por ello consideró necesario empezar a generar otra narrativa sobre el problema, porque la corrupción no es un tema exclusivo de los altos funcionarios ni solo está en el sector público, es un problema que atañe igual al sector privado e incluso existe en la esfera individual.


LC





Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.