Plantean que SEP capacite a jóvenes en materia financiera

La senadora Diva Hadamira Gastélum Bajo consideró que dicha asignatura puede proporcionar a los ciudadanos mejor calidad de vida en su conjunto y enseñar cómo ahorrar para el futuro.
El senador Lozano preside la reunión de comisiones unidas en el Senado para dictaminar leyes telecom.
La legisladora señaló que la educación financiera en etapas tempranas puede llegar a tener un impacto considerable en el bienestar de la población. | Archivo (Tomada de Twitter / @lizzyazuara)

Ciudad de México

La senadora Diva Hadamira Gastélum Bajo presentó una iniciativa para que la Secretaría de Educación Pública capacite a los jóvenes, en materia de educación financiera.

En su iniciativa, la legisladora por el estado de Sinaloa propuso se adicione el párrafo tercero del artículo 39 de la Ley General de Educación, ya que esa asignatura puede proporcionar a los ciudadanos mejor calidad de vida en su conjunto, al educar de manera integral cómo planear, desarrollar actividades y ahorrar para el futuro.

La Secretaría de Educación Pública deberá diseñar y proveer contenido que brinde habilidades y competencias para la vida, como la educación en cultura financiera como parte de los contenidos particulares obligatorios en los niveles medio superior y superior.

En su exposición de motivos, comentó que de acuerdo a un estudio reciente realizado por Banamex-UNAM, se indica que los esfuerzos de educación financiera en las etapas tempranas de la vida pueden llegar a tener un impacto considerable en el bienestar de la población.

Puso como ejemplo que en los jóvenes la educación financiera se convierte en un factor decisivo para configurar su futuro, ya que mediante ésta pueden construir una trayectoria individual y tener acceso real a oportunidades.

Además, destacó, su conducta financiera está asociada a los momentos de la vida, de tal forma que se toman decisiones financieras para prepararse para hechos tales como: bodas, compra de casa, educación y adquisición de bienes inmuebles y de consumo, principalmente.

Con base en ello, podemos señalar que un 54 por ciento de los jóvenes cuyo ingreso proviene de sus padres, no llevan ningún registro de sus gastos, y quienes expresaron los porcentajes más altos de registro son únicamente quienes se mantienen a sí mismos; las mujeres tienen una práctica más alta de registro y planeación de sus gastos, lo que les proporciona una visión de más largo plazo, abundó.

Derivado de los datos anteriores, sostuvo la senadora Gastélum Bajo, es evidente que no existe una cultura financiera consolidada ni homogénea entre ese sector de la población; de tal suerte que dependiendo de la etapa de la vida es cómo se comportan financieramente.