Devuelven diputados 555 mil pesos descontados a faltistas

La Cámara de Diputados informó que la cifra corresponde a los descuentos a las dietas de 88 legisladores que en conjunto acumularon 158 inasistencias injustificadas durante 2013.
La Cámara de Diputados clausuró esta noche su periodo ordinario de sesiones.
(Especial)

Ciudad de México

La Cámara de Diputados reintegró a la Tesorería de la Federación casi 555 mil pesos correspondientes a los descuentos a las dietas de 88 legisladores que en conjunto acumularon 158 inasistencias injustificadas durante 2013.

El órgano legislativo solventó así una observación de la Auditoría Superior de la Federación (ASF) y devolvió a las arcas federales dichos recursos, aunque sin precisar nombres ni apellidos de los diputados faltistas.

No obstante y de acuerdo con los registros oficiales de asistencias a las sesiones de la Cámara de Diputados, el priista Alejandro Moreno sumó tan solo en el periodo ordinario de febrero-abril de 2013 un total de ocho faltas, seguido por los perredistas Alejandro Carbajal y Lizbeth Rosas, con seis cada uno.

Caso aparte es el del coordinador del grupo parlamentario del PT, Alberto Anaya, que en un total de 30 sesiones registró solamente dos asistencias con su huella dactilar en el sistema electrónico, mientras en quince ocasiones “pasó lista” mediante papeleta y en otras once estuvo ausente con permiso de la Mesa Directiva.

La relación acredita al legislador petista dos inasistencias justificadas, que para efectos prácticos no ameritan descuento alguno.

Llama igualmente la atención el récord de la diputada verde Bárbara Gabriela Romo, que en el periodo ordinario de septiembre-diciembre de 2013 asistió apenas a seis de 37 sesiones plenarias.

Las 31 faltas acumuladas por la zacatecana en ese lapso quedaron registradas como permisos de la Mesa Directiva.

De hecho, entre el 6 de septiembre y el 2 de diciembre, la representante del Partido Verde no hizo acto de presencia en el recinto del Palacio de San Lázaro.

Según el acta de la reunión celebrada por el Comité de Administración de la Cámara de Diputados el pasado 11 de diciembre, la Auditoría Superior de la Federación requirió al órgano legislativo reintegrar los descuentos aplicados por inasistencias injustificadas.
Ello con base en el artículo 64 constitucional, que a la letra establece: “los diputados y senadores que no concurran a una sesión, sin causa justificada o sin permiso de la cámara respectiva, no tendrán derecho a la dieta correspondiente al día en que falten”.

El acuerdo suscrito por el priista Manuel Añorve, presidente del Comité de Administración, así como por el panista Isaías Cortés, el perredista Guillermo Sánchez y el verde Enrique Aubry instruye a las secretarías General y de Servicios Administrativos a reintegrar a la Tesorería de la Federación una cantidad de 554 mil 990.80 pesos correspondiente a los descuentos aplicados por concepto de inasistencias injustificadas de los diputados durante 2013.