• Regístrate
Estás leyendo: Diputados del PAN piden no ceder ante maestros paristas
Comparte esta noticia

Diputados del PAN piden no ceder ante maestros paristas

El líder de los diputados del PAN, Marko Cortés, dijo que fue atinada la decisión del gobierno al despedir a los docentes que no acuden a clases pero debe construir un mejor sistema de evaluación.

Publicidad
Publicidad

El líder del PAN en la Cámara de Diputados, Marko Cortés, afirmó que la decisión de despedir a más de tres mil maestros paristas de Chiapas, Guerrero, Michoacán y Oaxaca fue la acertada, pero exigió al gobierno federal no dar marcha atrás ni ceder a chantajes de la disidencia magisterial en dichos estados.

Instó asimismo a tomar drásticas medidas en materia de política educativa para revertir el rezago en esas entidades.

Detalló que el promedio de años de estudio de la población en Chiapas es de 7.3, en Oaxaca, de 7.5, en Guerrero, de 7.8, y en Michoacán de 7.9.

"En estas entidades la reforma educativa prácticamente no ha impactado y, al paso que van, tardarán más de una década para que la población tenga una escolaridad equivalente a la secundaria", indicó.

Entre los estados con mayor porcentaje de analfabetismo sobresalen asimismo Oaxaca, con 15.7 por ciento; Chiapas, con 13.3 por ciento, y Guerrero con 12.2 por ciento, en contraste con entidades como la Ciudad de México, con 1.5 por ciento, y Nuevo León, con 1.6 por ciento.

"Estos datos confirman que la decisión del gobierno federal de suspender a los maestros de Chiapas, Guerrero, Michoacán y Oaxaca fue acertada, pero ahora se requieren acciones decididas para no dar marcha atrás ni ceder a chantajes, así como para tomar medidas drásticas de política educativa para revertir el rezago que presentan estas entidades, las cuales siguen teniendo graves carencias en cuanto a analfabetismo y nivel de escolaridad", puntualizó.

Cortés remarcó, en ese contexto, que el gobierno federal no solamente debe aplicar sanciones laborales, sino está obligado a mejorar la calidad de la educación y construir un sistema de evaluación más objetivo, equitativo y útil, a fin de que la reforma educativa alcance los objetivos esperados.

A más de tres años de aprobada, dijo, "la reforma educativa no ha significado un antes y un después en términos de mejoras sustantivas, pues aun cuando fue novedosa e importante, su implementación le ha quedado grande a las autoridades".

Como ejemplo de ello señaló que la eficiencia terminal no ha mejorado de forma sustantiva en los diversos niveles educativos y mantiene la misma tendencia desde antes de la reforma educativa e inclusive fue a la baja en educación superior.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.