'Por diplomacia', el PRD busca otra vez a López Obrador

Plantea el coordinador de los senadores perredistas "insurgencia social" para que se lleve a cabo la consulta popular sobre la reforma energética.
Jesús Zambrano, Miguel Barbosa, Cuauhtémoc Cárdenas y Dolores Padierna, en la plenaria legislativa.
Jesús Zambrano, Miguel Barbosa, Cuauhtémoc Cárdenas y Dolores Padierna, en la plenaria legislativa. (Mónica González)

México

El PRD en el Senado anunció que va por una "insurgencia social" para sacar adelante la consulta que permita echar abajo la reforma energética y para ello volverá a buscar a Andrés Manuel López Obrador, por lo que ayer mismo designó contactos que permitan reentablar este diálogo.

Miguel Barbosa, coordinador de los senadores perredistas, dejó en claro que Cuauhtémoc Cárdenas encabeza para el PRD este movimiento, pero habrán de buscar nuevamente al tabasqueño.

"Lo vamos a buscar. No esperábamos una respuesta fácil, pronta. Tenemos que hacer diplomacia política, tenemos que hablar porque entendemos que nos unen los propósitos de defensa del patrimonio de la nación. Y todos quienes de vedad queramos defender y recuperar el patrimonio de la nación seguramente estaremos unidos", expresó Barbosa.

En el contexto de la asamblea plenaria de los senadores del PRD, Barbosa agradeció la presencia de las fuerzas progresistas de la izquierda porque se demuestra que sí pueden encontrar propósitos comunes, y anunció que en este periodo legislativo irán juntos diputados y senadores del PRD, con una misma agenda legislativa.

Confirmó la intención del PRD en el Congreso de moverse a la izquierda, sin salirse del debate y la discusión o la negociación pública y abierta, sobre todo para echar abajo reformas "arbitrarias y abusivas" como la energética, que "arrebató lo único que le quedaba al patrimonio de los mexicanos".

Ante los dirigentes de la izquierda, el legislador perredista reveló que los legisladores establecerán una estrategia para construir un modelo de comunicación social, política, electoral, que permita generar un contagio a la sociedad y una gran movilización.

"Una insurgencia social. No una insurgencia revolucionaria, que no se confunda, que no se confunda con acciones violentas, y queremos por ello y vamos a luchar con todos nuestros esfuerzos y todos los elementos a nuestro alcance para que se realice la consulta popular con el fin de que las mexicanas y los mexicanos sean tomados en cuenta en el destino del patrimonio de la nación. Esa es la insurgencia social que queremos promover, y la primera expresión tendrá que ser la consulta popular sobre ello".

En tanto, Cuauhtémoc Cárdenas dijo que queda claro que esta lucha por revertir las reformas "de carácter entreguista" recién aprobadas será una lucha de mediano plazo, cuando menos, y no se lograrán cambios inmediatos, pero a la larga acabará de resolverse a favor de la nación. "Tenemos por delante la consulta y creo que la vamos a llevar a cabo con base en lo que establece el 35 constitucional".

Al inaugurar los trabajos de la plenaria de los senadores, a la que fueron invitados personajes de la izquierda como Cárdenas, Marcelo Ebrard, Porfirio Muñoz Ledo, Raúl Álvarez Garín, Pablo González Casanova, Carlos Navarrete y Carlos Sotelo, entre otros, los legisladores dijeron que en este encuentro definirán la estrategia de agenda para este periodo.

En el discurso inaugural, la vicecoordinadora Dolores Padierna resaltó que estas personalidades representan una voz potente que llega a lo más profundo de las conciencias, por lo que su presencia compromete a impulsar las difíciles tareas que habrán de enfrentarse en este periodo, en alianza con la sociedad.

Arremete Solalinde

Durante la plenaria, el padre Alejandro Solalinde dirigió un breve discurso de minuto y medio, en el cual acusó al PRD de haber traicionado a los mexicanos al haberse "prianizado".

El dirigente nacional del PRD, Jesús Zambrano, minimizó el señalamiento del padre Solalinde, al afirmar que respetan su opinión, pero no es el PRD el que debe andar "con la cola entre las patas", porque nunca ha traicionado a los mexicanos.