Difieren diputados sobre cacería de delincuentes

Mientras que el PAN tachó las acciones del gobierno como mediáticas, el PRI indicó que son bienvenidas todas las acciones para combatir la inseguridad. 

Monterrey

Luego de que el Estado anunciara una recompensa a quien brinde información de los delincuentes responsables de la muerte de dos menores en Santa Catarina, diputados locales difirieron sobre si es o no la forma correcta de combatir el crimen.

Mientras que Arturo Salinas, líder de la fracción del PAN, tachó estas acciones de un intento del gobernador Jaime Rodríguez de buscar los reflectores en lugar de resolver el problema de inseguridad; Marco González, coordinador del PRI, expresó que todas las medidas para combatir la delincuencia son bienvenidas.

“Más que una efectividad del combate a la delincuencia es tratar de buscar una vez más el impulso mediático (…) cuando la solución real no está en ponerle precio a la cabeza de los delincuentes, la solución real está en poner manos a la obra en la colaboración y ejecución de políticas públicas en materia de seguridad que combatan el crimen”, aseveró Salinas.

“Se está haciendo todo lo posible para atacar este fenómeno, todo lo que pueda sumar a que esto baje es bienvenido; lo que nos preocupa es que no veo reuniones donde se tomen decisiones firmes y donde se vea la presencia de todos coordinados”, difirió el diputado priista.

Sin embargo, ambos coincidieron en que el plazo establecido por el mandatario estatal para que el Gabinete de Seguridad dé resultados y baje los índices de violencia en Nuevo León está por vencerse.

Por lo que es tarea del secretario de Seguridad Pública, Cuauhtémoc Antúnez, y del procurador General de Justicia del Estado, Roberto Flores Treviño, de actuar en el tema, aunque advirtieron que esto supone un reto con el pago de aguinaldos y las estadísticas históricas de incremento en delincuencia durante fechas decembrinas.

“Ya pasó un mes de la última vez que dijo el gobernador que si en dos meses no había cambios trascendentales en materia de seguridad iba a haber cambios, ya pasó un mes, la cosa está empeorando, yo esperaría que tanto el procurador como el secretario de Seguridad Pública aprieten donde tengan que apretar y calmar este fenómeno que se está suscitando”, comentó Marco González.

“Que salga el gobernador a decir que quedan 30 días para que los mandos en materia de seguridad den resultados y que si no se van. Quedan 30 días que como yo lo advertí van a ser los más complicados, porque en esta época siempre sube la inseguridad porque sube el robo, sube el asalto porque la gente trae dinero de sus aguinaldos", indicó.

Ambos legisladores conminaron al Ejecutivo a dejar a un lado aspiraciones políticas para el 2018 y a garantizar un Nuevo León seguro para todos, comenzando con aceptar el fondo de seguridad municipal que el Legislativo presentará en la contrapropuesta al Paquete Fiscal 2017.

De cumplir con las promesas de campaña en cuanto al combate a la corrupción, austeridad y transparencia, Marco González dijo: "hasta yo votaría por él".