Buscarán fiscalía para delitos comerciales

Se podrían atender conflictos como el generado por los “coyotes” en torno a la venta de maíz, dijo el líder de la CNC.

Guadalajara

El conflicto en torno al maíz es responsabilidad de los “coyotes”, quienes financian a los campesinos con altos intereses y después son quienes especulan con el precio, afirmó el líder estatal de la Confederación Nacional Campesina, Roberto de Alba.

En conferencia de prensa, anunció distintas medidas para “acabar con el intermediarismo” y que pueda haber una relación directa entre el productor y el comprador final. Dijo que es necesario crear una fiscalía especial para atender los delitos comerciales en torno al campo, para que realmente se pueda “destapar lo que está sucediendo en Jalisco”.

Agregó que los intermediarios se quedan con 48 por ciento del costo total de la tonelada, por lo que el más afectado es el productor. Afirmó que los apoyos que brindará el gobierno del estado serán directamente a los productores, para buscar frenar el “coyotaje”.

Por su parte, el secretario de Desarrollo Rural afirmó que los intermediarios pagan por debajo del precio real al productor, además que algunas veces les pesan el grano de manera incorrecta. Afirmó que a más tardar en un mes y medio llegará el dinero a los productores