Exigen priistas terminen despidos en Gobierno del Estado

El diputado Rafael González Benavides, acusó presiones de funcionarios estatales y del Congreso para obligar las renuncias de servidores públicos, en Tamaulipas.
Rafael González Benavides, líder del PRI en Tamaulipas
Rafael González Benavides, diputado local en Tamaulipas (Jesús Jiménez)

Tamaulipas

La bancada del PRI en el Congreso Local exigió respeto a los derechos laborales de trabajadores estatales y del Poder Legislativo. El diputado Rafael González Benavides dijo que hay casos de despidos injustificados señalados por burócratas estatales, a quienes les han argumentado que son dados de baja por tener simpatía con un partido político, ajeno al que está en el poder.

"Hemos escuchado testimonios de trabajadores que por el hecho de haber expresado su simpatía política por determinada corriente partidista, han sido despojados del único sustento de sus familias".

RECOMENDAMOS: Aplazan a Maki a informar sobre nombramientos de funcionarios

Acusó presiones de funcionarios estatales y del Congreso para obligar las renuncias de servidores públicos.

"Trabajadores del Ejecutivo y del Congreso se están quedando sin empleo, por razones de no compartir ideología con quienes hoy son gobierno".

Ante esta situación presentaron un punto de acuerdo, con el que se busca que el Estado respete el derecho al trabajo.

"En las últimas semanas, el tema de conversación en todos los ámbitos, ha sido el de los despidos injustificados... con el cambio de administración algunos puestos de confianza están sujetos a la voluntad de sus titulares, sin embargo, quienes ocupan un cargo administrativo no deben ser objeto de venganzas políticas ni ser utilizados para justificar una postura electorera".

Hizo referencia al artículo 123 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, que fija con precisión las bases sobre las cuales se deben dar las relaciones empleador-empleado. Además leyes como La Federal del Trabajo y la Ley para Prevenir y Erradicar la Discriminación en el Estado de Tamaulipas, señalan que todas las autoridades del estado están obligadas a abstenerse de efectuar prácticas discriminatorias.

La aplicación de esta ley corresponde a todos y cada uno de los Secretarios de Estado y a los servidores públicos en general.

RECOMENDAMOS:Priistas quieren dar más dinero al Poder Judicial

González Benavides reiteró la disposición de los legisladores priistas para defender los derechos laborales de los trabajadores estatales y del Congreso local.

ELGH