• Regístrate
Estás leyendo: Temen posible cierre de Honda en Celaya
Comparte esta noticia
Sábado , 22.09.2018 / 16:16 Hoy

Temen posible cierre de Honda en Celaya

Afectaciones

Habitantes de la comunidad La Luz en Celaya, temen un posible cierre de Honda, planta automotriz ya que hasta este martes no ha reiniciado sus operaciones después de la inundación
Publicidad
Publicidad

Habitantes de la comunidad La Luz en el municipio de Celaya, temen un posible cierre de Honda, planta automotriz que hasta este martes no ha reiniciado sus operaciones, luego de la inundación que se registró desde la noche del jueves pasado a consecuencia del desbordamiento del río Laja.


Esto, trascendió durante un encuentro que tuvieron los damnificados de dicho poblado con el gobernador del Estado Miguel Márquez, a quien durante un recorrido, aprovecharon para pedirle su apoyo para recuperar algo de lo que perdieron. 


“No es cierto que se va Honda, ya estamos ayudándoles a ellos, hoy se inició con ellos, para apoyar u hacer labores de limpieza; lo que es cierto que Honda no se va; tendrán que ponerse de acuerdo con el sindicato, con los trabajadores, hacer un paro técnico en lo que se rehabilita y se vuelve a echar andar a la empresa" aseguró el ejecutivo estatal ante las inquietudes de las personas, que se resisten a perder su empleo, después del siniestro que dejó sus casas dañadas y sin muebles y ropa.

Al exterior de la empresa automotriz, se puede observar los trabajos de limpieza, en la zona, donde apenas este lunes comenzó a bajar el nivel del agua. 


Y es que la gente se quejó de la falta de apoyo de las autoridades, que además no procedieron a tiempo al desfogue de la presa Allende, lo que pudo haber evitado el siniestro en la zona, donde desde el jueves trabajan elementos del Ejército Mexicano, quienes implementaron el plan de Auxilio a la Población Civil en Casos de Desastre DN-III-E.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.