• Regístrate
Estás leyendo: Detienen a mujer por el ataque en Rectoría; se ‘desinfla’ asamblea
Comparte esta noticia

Detienen a mujer por el ataque en Rectoría; se ‘desinfla’ asamblea

Poco menos de 100 estudiantes discuten el futuro del movimiento en el Justo Sierra.
Publicidad
Publicidad

Por el delito de motín, la procuraduría capitalina detuvo a una Nancy “N”, de 22 años, acusada de participar en el ataque de porros a estudiantes de la UNAM el 3 de septiembre.

La dependencia a cargo de Edmundo Garrido puntualizó que es la primera mujer arrestada y la captura ocurrió ayer en la carretera federal México-Cuautla, esquina con la calle Armenta, en Ixtapaluca, Estado de México.

Con base en una orden de aprehensión, Nancy fue ingresada al Centro Femenil de Reinserción Social en Santa Martha Acatitla, para que se celebre su audiencia.

Con esta detención, la procuraduría ha presentado a 15 personas ante un juez de control por la agresión en la explanada de Rectoría. El Ministerio Público solicitará que a la imputada se le dicte prisión preventiva oficiosa.

“DE POR SÍ SOMOS POCOS”

Poco menos de 100 estudiantes de las 34 universidades que participan en la tercera Asamblea Interuniversitaria, celebrada en el auditorio Justo Sierra, no lograron llegar a un acuerdo al cierre de esta edición.

Luego de que el encuentro inició con un retraso de más de tres horas por falta de quórum, los jóvenes comenzaron con la presentación y el pase de lista de cada escuelas; la cita era a las 8 de la mañana y las actividades comenzaron hasta mediodía.

En un principio, representantes de solo 15 universidades arribaron al auditorio mejor conocido como Che Guevara; poco a poco se sumaron los de la Escuela Nacional de Educación Física, la UAM, la UACM, la Universidad de Chapingo, la Escuela Nacional de Antropología e Historia y el IPN.

A las seis de la tarde, entre chiflidos y desánimo, dieron paso a los balances. Las participaciones abordaron la democratización de las universidades, la erradicación de la violencia de género y la instalación de grupos de seguridad contra grupo porriles.

Temas que, aseguró un estudiante de ingeniería, ya habían sido votados y aprobados en la asambleas anteriores. “No hay que caer en redundancias”, gritaba.

El estudiante reclamó que debían continuar con los tres puntos restantes del pliego o analizar cuál será el plan de acción. “Aún no sabemos ni a quién va a estar dirigido el pliego petitorio, no se ha acordado eso, y si seguimos aplazando más esos temas, ya no vendrá nadie a la próxima asamblea... hoy de por sí ya somos pocos”, puntualizó.

Sentados o acostados en el suelo, los estudiantes pasaron más de cinco horas escuchando cuál será el camino de la asamblea. No obstante, como no se veía hace 19 años, se apropiaron del Justo Sierra, sede histórica del 68 y 99.

En tanto, alumnos acusaron de infiltrada a una sobrina del diputado Gerardo Fernández Noroña. Al subir al estrado, la joven aceptó el parentesco, pero negó que su participación busque desestabilizar o tenga tintes políticos.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.