“Mis nuevos colaboradores no son recomendados de MGZ”: Ricardo García

El nuevo dirigente estatal del PRI defiende desempeño de priistas cuestionados.

Tlaxcala

Al presentar a su nuevo equipo de trabajo, el líder estatal del PRI, Ricardo García Portilla negó que éstos sean recomendados del gobernador del estado, Mariano González Zarur, pues dijo que son militantes que han dado resultados.

Y es que los reporteros le cuestionaron al dirigente sobre los nulos resultados que entregaron dos priistas que fueron diputados locales de la pasada legislatura y una comisionada de la CAIPTLAX, bastante cuestionada por su desempeño.

En este sentido, dijo que decidió nombrar a Óscar Amador como secretario de organización; a Silvestre Velázquez Guevara, -exdiputado local- como secretario adjunto; a Mayra Romero Gaytán, como encargada del área Jurídica.

Además, a Gabriela del Razo Becerra, como responsable del área de Gestión Social y a Teodardo Muñoz Torres, -exlegislador local- como secretario de Acción Electoral. Visiblemente molesto, dijo que los nuevos nombramientos tampoco son un experimento para los procesos electorales de 2015 y 2016.

Con base en lo anterior, dijo que no son recomendados del gobernador, mucho menos que sean priístas cuestionados por su labor. "En el caso de los exdiputados quiero decirles que fueron parte de la legislatura más productiva de los últimos años".

Empero, un reportero le reviró al decirle que ambos exlegisladores cometieron yerros en su actuar como provocar errores en las reformas a la Ley de Pensiones Civiles de Tlaxcala y del propio Código Penal del Estado de Tlaxcala.

Cabe señalar que a Mayra Romero, se le recuerda como una comisionada de la Comisión de Acceso a la Información Pública que cometió excesos en su gestión como asignarse bonos cuando la ley lo prohíbe, así como autorizar partidas para viajes a nivel nacional y al extranjero.

Con respecto a la versión de despidos masivos de trabajadores, negó lo anterior, pero lo cierto es que la semana pasada trascendió que García Portilla rescindió de los servicios hasta del intendente del PRI.