Ayotzinapa no es la situación del país: Campa a CIDH

El subsecretario dijo que las observaciones preliminares de la Comisión Interamericana se sustentan en encuentros y entrevistas sobre temas específicos y en la visita de solo seis entidades.

Ciudad de México

Roberto Campa, subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación, dijo que el informe de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos no refleja la realidad del país y que el caso Ayotzinapa es una situación extraordinaria.

Esta tarde la CIDH consideró que la magnitud que tiene la problemática de la desaparición de personas en México es alarmante.

En respuesta al informe preliminar de la Comisión Interamericana, Campa negó que el caso Ayotzinapa evidencie un hecho generalizado, y por el contrario dijo que la desaparición de los 43 estudiantes normalistas “a todas luces es una situación extraordinaria” y no existen posibilidades de compararlo con otros hechos en México.
 
“Ayotzinapa no es la situación del país. Por distintos motivos y razones es una situación absolutamente extraordinaria”, dijo.

En el informe preliminar de su visita a México la CIDH refirió que las cifras y los testimonios que recogió "dan cuenta de secuestros a manos de grupos de delincuencia organizada. Especialmente grave es la información amplia y consistente sobre la existencia de una práctica de desapariciones forzadas a manos de agentes del estado o con la participación, aquiescencia, o tolerancia de las mismas. Al igual que en los casos de desaparición forzada del pasado, se registran altos niveles de impunidad para las desapariciones y desapariciones forzadas del presente".

En conferencia de prensa Campa dijo que “las observaciones preliminares se sustentan en encuentros y entrevistas sobre temas específicos que la comisión solicitó, las observaciones son con base en la visita de solo seis entidades, si bien algunos casos específicos se han presentado en condiciones preocupantes estos no reflejan la situación del país en materia de derechos humanos”.

El subsecretario agregó que el Estado mexicano estará atento a la entrega del informe definitivo que hará la CIDH una vez que hayan procesado con plenitud la información que las autoridades mexicanas proporcionaron.

La CIDH visitó México del 28 de septiembre al 2 de octubre, y entre sus conclusiones principales informó que “constató en terreno la grave crisis de derechos humanos que vive México, caracterizada por una situación extrema de inseguridad y violencia; graves violaciones, en especial desapariciones forzadas, ejecuciones extrajudiciales y tortura; niveles críticos de impunidad y una atención inadecuada e insuficiente a las víctimas y familiares”.