Diputada: castración química a violadores debe debatirse

Karina Labastida consideró que "hay que ponerse en los zapatos de los padres de familia cuyas hijas han sido víctimas de ese delito que lo que más quieren es un castigo ejemplar".

Ciudad de México

La secretaria de la Comisión de Justicia de la Cámara de Diputados, Karina Labastida, se manifestó por abrir un debate nacional sobre la castración química a violadores, tras advertir que la Secretaría de Salud tiene un registro de al menos 120 mil ataques sexuales contra mujeres cada año.

"De acuerdo con esa cifra, en México se comete una violación cada cuatro minutos y, según datos del Instituto Nacional de las Mujeres, de esas 120 mil violaciones solo 15 mil se denuncian ante el Ministerio Público y apenas 4 mil agresores reciben alguna sentencias", advirtió la legisladora panista.

Sostuvo así que el incremento de violaciones sexuales en diversas entidades es consecuencia directa del alto índice de impunidad en delitos que atentan contra las mujeres.

Labastida subrayó que las cifras reales sobre la incidencia del delito de violación son mayores a las oficiales, pues, por diferentes razones, un alto porcentaje de mujeres agredidas sexualmente prefiere no presentar la denuncia correspondiente.

Se pronunció por activar la Alerta por Violencia de Género en las entidades con mayor incidencia de ese ilícito.

La diputada federal por el Estado de México precisó que dicha alerta no es exclusiva para casos de feminicidio, sino también para aquellos en que sistemáticamente se atente contra la seguridad y la dignidad de las mujeres, como ocurre con la violación sexual.

Interrogada sobre la castración química a los delincuentes sexuales, Labastida se declaró partidaria de retomar el debate y que sea la sociedad la que decida, pues a su juicio "hay que ponerse en los zapatos de los padres de familia cuyas hijas han sido víctimas de ese delito o en los zapatos de esas 120 mil mujeres que cada año son agredidas sexualmente y que lo que más quieren es un castigo ejemplar para el violador".