El boicot no es amago, sino “determinación”: CNTE

Advierte la disidencia magisterial que si hay violencia en su contra de parte de las autoridades, responderá de la misma manera.
Una figura de cartón del secretario de Educación ardió frente a la delegación de la SEP en la capital del estado.
Una figura de cartón del secretario de Educación ardió frente a la delegación de la SEP en la capital del estado. (Arturo Pérez/Cuartoscuro)

Oaxaca y México

La Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) afirmó que el boicot electoral no es un amago, sino una "determinación".

"Que no lo duden el gobierno federal ni el INE, porque el boicot electoral en Oaxaca no es un amago, es una determinación de nuestra asamblea plenaria que se tendrá que acatar y llevar a cabo", afirmó el vocero de la gremial, Mohamed Otaki Toledo, quien añadió que el movimiento magisterial está listo para detener las votaciones en el estado en junio próximo.

Dijo que el boicot incluirá el impedimento de la colocación de mesas electorales en escuelas, el bloqueo de carreteras y la toma de las 11 juntas distritales.

Otaki no descartó que los docentes impidan además mítines políticos, retiren y quemen propaganda electoral y hagan convocatorias para ejercer un voto de castigo contra los partidos politicos que votaron en favor de la reforma educativa.

Además, Otaki advirtió que la sección 22 de la CNTE responderá "al mismo nivel" que el gobierno actúe ante el boicot que se avecina. Es decir, "si hay violencia" responderán con violencia.

Explicó que el boicot será una "agitación social sin violencia"; sin embargo, apuntó, "la violencia se puede generar a partir de la fuerza militar que utilicen los gobiernos del estado y federal, pero estamos preparados".

Precisó que la respuesta "social" ante la posible intervención de la fuerza pública sería "con contundencia".

"Puede venir una agitación social que nos permita cubrir varios frentes y una coordinación social", señaló el vocero en entrevista con MILENIO.

Informó que será después del periodo vacacional cuando se inicien las primeras acciones, dependiendo de los resultados de las mesas de negociación con la Secretaria de Gobernación.

"Vamos a ejercer nuestra estrategia de movilización-negociación y si no hay respuestas rápidas y oportunas subiremos el nivel de tono de nuestras acciones hasta llegar a la radicalización, si así lo quiere el gobierno federal".

En la Ciudad de México, el dirigente de la sección 22 de la CNTE en Oaxaca, Rubén Núñez, aseguró que "ninguna lucha será aislada", y que, por ello, no solo en esta entidad y en Guerrero se impedirán las elecciones, sino que se acordó "el boicot al proceso electoral en otras entidades con la exigencia de que se cumplan las demandas centrales de los docentes".

En entrevista, el líder magisterial dijo que se reunieron con docentes de Michoacán, Veracruz, La Comarca, incluso con compañeros de Baja California.

Núñez advirtió: "Vamos a unir fuerzas maestros, campesinos y obreros", y ante la posible represión del gobierno "tenemos una ruta pedagógica y jurídica, muy bien definida".

En tanto, los maestros de la sección 22 quemaron una figura de cartón del titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP), Emilio Chuayffet, frente a las oficinas de la delegación estatal de la dependencia.

En un mitin, dijeron que el secretario es "enemigo" de la educación pública y lo acusaron de dividir al gremio al apoyar a un sindicato charro y a un grupo de "esquiroles", por lo que advirtieron que seguirán con las protestas "hasta que renuncie a su cargo".

Añadieron que Chuayffet no tiene calidad moral para estar al frente de la educación en México, ya que, dijeron, como secretario de Gobernación en el sexenio de Ernesto Zedillo, fue responsable de la masacre de Acteal, en Chiapas.