• Regístrate
Estás leyendo: Banda presidencial, símbolo del Ejecutivo desde Guadalupe Victoria
Comparte esta noticia
Miércoles , 12.12.2018 / 06:15 Hoy

Banda presidencial, símbolo del Ejecutivo desde Guadalupe Victoria

Política

El uso de la banda es exclusivo del Presidente pero en 2006, Andrés Manuel López Obrador se cruzó algo parecido a la banda presidencial en el pecho cuando instaló el llamado “gobierno legítimo”.
Publicidad
Publicidad

La banda presidencial es el emblema del Poder Ejecutivo Federal, su uso está documentado desde el periodo de Guadalupe Victoria, el primer Presidente del país, de acuerdo con el historiador Francisco Martín Moreno.

“Se habla de que el propio Guadalupe Victoria en 1824, cuando llega al poder y con la instalación de la República, es el primero que la usa, pero hay confusión en eso porque él usaba la orden de Guadalupe, una especie de collar con los colores de la bandera, y se pudo haber confundido con la banda presidencial. Hay otra referencia en 1843 cuando la vuelve a usar Antonio López de Santa Anna, después Juárez y, más tarde, otro dictador, Porfirio Díaz, hasta que llega a nuestros días”, dijo el historiador.

La banda presidencial tiene los colores de la bandera en franjas de igual anchura colocadas longitudinalmente y lleva encima el escudo nacional bordado en hilo dorado, a la altura del pecho del portador.

Los extremos de la banda rematan con un fleco dorado, de acuerdo con el artículo 34 de la Ley sobre el Escudo, la Bandera y el Himno Nacionales. ​

La banda presidencial sólo debe emplearse en ceremonias oficiales de gran solemnidad y de manera obligatoria en cuatro ocasiones: 

Uso de la banda presidencial:
1. En la ceremonia de transmisión del Poder Ejecutivo Federal. Al rendir el informe anual ante el Congreso.

2. En la conmemoración del inicio de la Independencia, la noche del 15 de septiembre.

3. Al recibir las cartas credenciales de los embajadores y ministros acreditados ante el Gobierno Mexicano.

4. En la ceremonia de transmisión del Poder Ejecutivo Federal.


En la transmisión del Poder Ejecutivo es la única ocasión en la que los presidentes entrante y saliente portan la banda descubierta en su totalidad/Cuartoscuro.

El Presidente se debe colocar la banda del hombro derecho al costado izquierdo, debajo del saco y unida a nivel de la cintura, excepto en una ocasión: en la ceremonia de transmisión del Poder Ejecutivo Federal, en la que sucesivamente la portarán, descubierta en su totalidad, los presidentes entrante y saliente. 

En la ceremonia de transmisión del Poder Ejecutivo, una vez que el Presidente entrante haya rendido la protesta constitucional, el saliente entregará la banda al presidente del Congreso de la Unión, quien la pondrá en manos del Presidente de la República para que éste se la coloque a sí mismo. 

El origen de la banda presidencial es incierto, el historiador Francisco Martín Moreno señala que se dice que se usa desde el periodo de Guadalupe Victoria. 

El orden de los colores ha cambiado: el verde iba en la parte de arriba hasta 2010 cuando el Congreso reformó la ley para que el rojo estuviera en esta posición con el argumento de que así es como se vería la bandera dispuesta de costado. 

En el taller La Principal  se han elaborado bandas presidenciales desde 1907 y hasta sus instalaciones en el Barrio Chino llegaron representantes del presidente electo a encargarle la suya.

Antes, el Estado Mayor Presidencial era el encargado de mandar a elaborar la banda presidencial, pero desde el gobierno de Miguel de la Madrid se encarga la banda presidencial a diferentes talleres y el Presidente elige la que mejor le siente. 

“Para esta nueva administración ya se nos solicitó nuestra propuesta de diseño y ya estamos elaborando la nuestra”, señala Eduardo Castañeda, dueño de del taller. 

Eduardo pertenece a la cuarta generación de una familia dedicada a elaborar la banda con satín y canutillo de oro, ambos importados de Francia.

El bordado del Escudo Nacional se hace a mano, con diferentes tonalidades de oro.

“Una banda presidencial cuesta alrededor de 80 mil a 200 mil pesos, dependiendo de los acabados que se nos pidan. A veces la caja también va bordada; nosotros le ponemos los ojos del águila y de la serpiente de fantasía, pero me contaba mi abuela que a veces le metían brillantes en los ojos y se ajustaba con un broche de oro con remates de esmeralda o rubí; eso va encareciendo el producto”, dice Eduardo Castañeda.

Las medidas de ancho y largo de la banda dependen de la estatura y complexión del presidente; se puede ajustar con un broche de oro, un aguador o un rosetón y puede llevar algunos acabados extra como un par de laureles que el taller añadía al diseño.

La elaboración de una banda presidencial puede tardar hasta un mes: por seguridad, se cose y se bordan los acabados en lugares especiales con personas dedicadas al oficio, que también bordan los trajes de luces de luchadores y hasta de mariachis.

El uso de la banda es exclusivo del Presidente y cualquier otra persona que la porte violará la ley, pero en 2006, Andrés Manuel López Obrador se cruzó en el pecho algo parecido a la banda presidencial cuando instaló el llamado “gobierno legítimo”. 


La banda que usó López Obrador tenía un águila republicana juarista en lugar del escudo y no cumplía con las especificaciones de la ley, por lo que, “pudo no ser un delito, pero sí una falta de respeto,” dijo Martín Moreno.


OVM

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.