Acusan de autoritario a titular de Sedesu

El ecologista Guillermo Martínez Berlanga denunció que a él tampoco lo recibe desde hace dos años, por sus críticas sobre las pedreras.

Monterrey

Luego de que el colectivo Únete Pueblo denunciara que el titular de la Secretaría de Desarrollo Sustentable, Roberto Russildi, ya no los recibe, el ecologista Guillermo Martínez Berlanga alegó que a él también lo "vetaron" desde hace dos años debido a que criticó la labor del funcionario estatal.

Martínez Berlanga acusó a Russildi de autoritario y le sugirió separarse del cargo si no soporta la crítica, en lugar de negarle el derecho de audiencia a los ciudadanos.

TE RECOMENDAMOS: Invitan a #RetoSinAuto por Semana de la Movilidad

"El señor Russildi tiene un problema muy serio, él padece de 'autoritarismo infantil', entre comillas, hace caprichitos, tiene dos años de no recibirnos", acusó.

Además, aunque el titular de la dependencia siempre ha señalado que el padrón oficial de pedreras que existen en el estado es de 48 empresas, este miércoles Únete Pueblo denunció que hay registro de otras 16 extractoras, según información proporcionada vía transparencia por la propia Sedesu.

Sobre esto, el ecologista señaló que los datos revelados por la ONG han sido un secreto a voces desde hace años y criticó que no exista un control y regulación adecuada.

"Lo que él ha dicho, y lo hemos advertido desde el principio, son mentiras o verdades a medias, como tú quieras calificarlo, siempre hemos dicho nosotros que por lo menos hay 65 pedreras (sic) en todo el estado y todas sin excepción en algún punto están chuecas y están siendo protegidas por el Estado y por la autoridad federal desafortunadamente, entonces, tenemos un descontrol absoluto.

"Esto es un secreto a voces, las pedreras operan sin ningún control, sin ninguna regulación, la regulación más grande que les pusieron fue que le echaran tantita agua al proceso", argumentó.

TE RECOMENDAMOS: Piden diputados transparencia en seguro contra desastres

Finalmente pidió a las autoridades abandonar la "edad de piedra" y construir una ciudad sustentable con materiales que tengan un menor impacto en el medio ambiente, tal como el vidrio o el acero.

"Tenemos que, todos, mirar hacia la sustentabilidad, porque las pedreras están destruyendo todo lo que pueden de defensas naturales, tendrían que estar reubicadas, tendríamos que sustituir ya ese producto de las pedreras por arquitectura sustentable.

"Ya no hablemos de pedreras, o de si contaminan o no, vamos a hablar de si vamos en el camino correcto a la sustentabilidad como van todas las ciudades modernas del mundo", concluyó.

fsad