Pide Arquidiócesis un cambio moral y político profundo

La Arquidiócesis de México señaló que los conflictos que vive el país no se resuelven con discursos vacíos sobre el Estado de Derecho.

México

La Arquidiócesis de México afirmó que la gravedad de los conflictos en México exige un replanteamiento de la moral, las leyes, la organización social y la política en el país.

En la editorial del semanario Desde la Fe señaló que un conflicto como el que vive el país no se resuelve con discursos vacíos sobre el Estado de derecho.

“Los remiendos ya no sirven de nada, los discursos oficiales llenos de falsedades e hipocresías sólo irritan a la sociedad; es preciso reconstruir al país, se hace urgente un compromiso que una a todos los sectores y fuerzas de la sociedad para combatir la inmoralidad, la impunidad, la corrupción y el cinismo que tiene arrodillada y cubierta de vergüenza a nuestra nación”.

Para el Arzobispado  la clase política se ha exhibido indigna y sus partidos se han mostrado totalmente incompetentes para tan grande tarea.

 “Nuestro país todavía puede caer más bajo si no se empiezan a tomar medidas que rompan los paradigmas de conveniencia política y de sobrevivencia, que sólo han servido para contener una fuerza y una indignación social que, de no atenderse, puede traer consecuencias irremediables”, apuntó.

En el texto también se añadió que no hay una memoria histórica pues ha habido acontecimientos de la misma violencia que en Iguala, Guerrero.

“¿Algo nos dicen los nombres de Acteal, Aguas Blancas o San Fernando, este último lugar, donde fueron encontrados las cuerpos de decenas de inmigrantes víctimas del crimen organizado? Todos estos lugares están asociados con una memoria triste de asesinatos masivos, abuso de poder, y sobre todo, impunidad para los responsables e indiferencia al dolor de tantas familias”.