• Regístrate
Estás leyendo: Admiten desorden en proceso de Monterrey
Comparte esta noticia

Admiten desorden en proceso de Monterrey

Se reservan 253 actas para conteo.
Publicidad
Publicidad

La Comisión Municipal Electoral (CME) de Monterrey admitió que hay un desorden en la elección de la alcaldía regiomontana, debido a la alta cifra de anomalías. 

Durante la sesión de escrutinio y cómputo de las actas, el presidente del organismo, Genaro Bermejo Acosta, manifestó a los representantes de los partidos políticos que se está elaborando un registro muy preciso de las inconsistencias. 

Cabe señalar que hasta el momento se han encontrado tres cajas vacías, sin actas ni boletas.


Éstas, señaló, iniciaron incluso desde la recepción de paquetes el día de la elección, pues llegaron camiones sin funcionarios de casilla, quienes son responsables de resguardarlos y efectuar la entrega a la comisión. 

“Nosotros como consejeros y nuestro personal está tratando de tener un inventario muy preciso de todo lo que estamos encontrando, en el marco de -probablemente no sea la mejor palabra la que voy a usar- este desorden en el proceso electoral, que los hemos estado todos experimentando desde la recepción de paquetes hasta la jornada electoral, en donde venían los camiones sin funcionarios de casilla a dejarnos los paquetes y nosotros en un operativo, en muchas ocasiones por seguridad de los propios paquetes, teníamos que resguardarlos lo antes posible, y como vemos, muchos sin actas, muchos sin recibos, pero esa es la idea y la intención de informar en este momento a ustedes”, declaró Acosta.

Hasta las 00:30 de hoy se computaron 631 actas, lo que representa un avance de 39.29 por ciento. Asimismo, 253 paquetes se reservaron para un recuento de votos por inconsistencias, como actas ilegibles -o ausencia de las mismas- y presentar errores en la sumatoria de sufragios.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.