Acusan a trabajador del Ayuntamiento de comprar votos para Margarita

Mujeres panistas aseguraron que trabajadores del Ayuntamiento de Monterrey las atacaron para pedir votos a favor de Arellanes Cervantes.

Monterrey

Un grupo de mujeres militantes del Partido Acción Nacional (PAN) de la colonia Tierra y Libertad, que apoyan al precandidato Felipe de Jesús Cantú, acusó a un trabajador del municipio de Monterrey de estar pidiendo votos a favor de Margarita Arellanes, además de haber cometido agresiones en contra de simpatizantes del ex alcalde.

Según informó Rosa Nelly Reyna Herrera, su hija y sus amigas fueron atacadas la noche del sábado por trabajadores del Ayuntamiento, liderados por Ricardo Godoy, trabajador de Monterrey.

Expresó que su hija y sus amigas se encontraban en el interior de una camioneta cuando Godoy y varias personas más rompieron uno de los cristales del vehículo luego de que los descubrieran pidiendo el voto a favor de Arellanes a cambio de un pago de mil pesos.

Sin embargo, el sujeto negó las acusaciones e insinuó que quienes lo acusaban estaban inventando la situación.

Asimismo, las acusadoras aseguraron que permanecerán en la casilla ubicada en la avenida Aztlán para evitar que esto siga sucediendo, ya que ocurrió algo similar el domingo pasado.

"No vamos a permitir que nos roben como el domingo pasado, cuando la elección la debió haber ganado (Adalberto) Madero", comentaron las mujeres lideradas por Reyna Herrera.


Iván dice desconocer compra de votos

El virtual candidato a la alcaldía regia por el PAN, Iván Garza, aseguró que desconoce los reportes sobre compra de votos, y pronosticó unos comicios tranquilos.

Asimismo, destacó que será Margarita Arellanes la ganadora de este domingo, ya que se le conoce por su "gran labor como alcaldesa".

"Espero unas elecciones muy cerradas, pero vamos a ver. Yo veo un escenario muy positivo en el tema de la candidatura de Margarita", comentó.

Garza acudió a votar a la casilla ubicada en la avenida Aztlán, pero su verdadero lugar de votación era la ubicada en el club de Leones, por lo que sólo saludó a algunos de los militantes que se encontraban en el lugar y se dirigió rápidamente a la otra casilla, antes del cierre de éstas a las 16:00.